Inspiración encontrada/Poemas

Es un contrato de vida y muerte

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Pensamiento sobre el sueño

De José María Medina

Sobre el video de: Sigmund Freud la interpretación de los sueños.

Madrid 24/nov/2011

 

“Ante el descanso en la cama los sueños afloran como la vida de un gusano de mariposa,con la misma medida e intensidad que nos mantiene realmente bien al día siguiente.

Es un contrato de vida y muerte,de sueño real y completo de la mente humana que no para de vivir sus pausas de la única manera que puede y sabe y acepta que es dormir y seguir vivo,felizmente o a duras penas asumo esta existencia que es igual para todos.

Es algo que soñamos de siempre,como proyecto acabado de un futuro,hoy presente y más verdadero pero no tan sincero del sueño.Como maquinaría moderna y antigua que es intrínseco nuestro y tajante de este comportamiento y realidad del sueño;todo encuadra,en un cosmos que aunque evolucione estamos de acuerdo.

Sueño,vida,antes o después es un modelo de ingeniería perfecta,de ahí que halla tenido éxito en Dios y en nosotros,tal envergadura de vida de los sueños.Al final del camino,de la vida,y ya muertos,se cree que los sueños siguen realizándose o sean el pre ambulo al gran “sueño eterno” por su magnitud divina,regido mil veces por nuestras palabras y amor ya en otro costado,(otra comodidad) todavía no vislumbrado,simple creación,pero ferviente con una Fé y unos hechos que dejan constancia de una energía que nos lleva al despertar,gozar o seguir “luchando”,sufriendo inesperadamente.”

El Armisticio final-Poesía de subterfugios

 

 

 

 


La lluvia caía estrepitosamente en negro.
Aquel día,
lejos de trivialidades,
me molestaba el ruido del reloj,
hacia mis oidos sonaba,
tic,tac derecha e izquierda,
quizás lo tuviera yo en mi cabeza,
y así era,
me costó tanto tiempo conseguirlo,
dada mi política estricta del dinero que,
fué un regalo,
a quién agradecí tal obsequio,
y no acabé gastando el mio,
como ya dijeron en la "Escuela de Chicago":
el contról de la masa,es necesaria,
humana y monetariamente "digo yo".
Fui pintor asiduo,
traté diversos asuntos,
las calles,los retratos,bodegones,
pero mi personalidad se inspiraba,
en la filosofía del arte,
y mi mente en "la presencia real"hoy en día,
de mi propia realidad,
podrían ser mis deseos,
sutíl admiración perdida,
"por el hombre solitario",
y la mujer poeta,también asiduo,
como el pintor Friedrich,alemán,
y sus pinturas románticas,
frente a los grandes espacios,
que no me gustan tanto y
las fuerzas naturales.
Fui fotógrafo moderno,
mi visión era subjetiva,
paisajes,árboles,
troncos,anillos y trigos,
banalidad cotidiana,
trivialidad de la gente y ausencia de,
un estilo esmerado que privilegia el espacio pequeño.
Así imaginando,
me gustó una mujer casada,aún no era,
cortesana,griega,modelo,
que se casó con un hombre hace tiempo y
nunca la juzgué,
fué a otro lugar,
un día me besó,
y descubrí mi eterna juventud,
pues faltaba ella a la mía,
auténtica belleza,en el recuerdo.
Como si fuera la diosa Friné,
descubrió su cuerpo,
voló libre,
como un río que nace en el Oeste,
y desemboca en el lado opuesto,
como patos surcando,
nunca supe de esta amistad
ni lo que pasó entre nosotros,
ante esta indiscreción solo
quedan malos tiempos para el amor y
la lírica.

Autor : Juk Nery
Revisado.- 30/Abril/2011

 

Margarita de Habsburgo,sexualidad de trágicas consecuencias

 

 

 

 


Margarita de Habsburgo, sexualidad de trágicas consecuencias

Algunas personas de líbido exaltada han desempeñado con su forma de ser un papel fundamental en determinados momentos de la Historia. El denominado hambre sexual adquiere un protagonismo extraordinario en el comportamiento y concita a su alrededor el resto de la conducta. Son sujetos que parecen vivir por y para satisfacer su deseo, supeditando a este logro cualquier lance de su existencia, a veces llegando a torcer abruptamente una trayectoria histórica que la providencia parecía haber trazado en línea recta. Este es el caso de Margarita de Habsburgo, hermana de Felipe el Hermoso, que contrajo matrimonio con el Príncipe Don Juan, dos jóvenes sujetos a la máxima fogosidad de sus instintos sexuales recién despertados, cuyos actos tuvieron trágicas consecuencias.

 



No todo es mensurable en la naturaleza y desde luego no lo son las manifestaciones de ciertas pulsiones fisiológicas como es el caso de la sexualidad. En algunas personas la líbido se mantiene dentro de unos límites que vienen dados por la educación, las condiciones sociales en que el individuo se desenvuelve, los criterios morales en que se enmarca en cada cultura la práctica sexual, o la propia capacidad orgánica para el ejercicio de la misma.

En otras, la sexualidad se reprime de forma voluntaria, la castidad, o forzada por circunstancias que cohíben la libre expresión del deseo. En un tercer grupo, por fin, el denominado hambre sexual adquiere un protagonismo extraordinario en el comportamiento y concita a su alrededor el resto de la conducta. Son sujetos de ambos sexos que parecen vivir por y para satisfacer su deseo sexual, supeditando a este logro cualquier lance de su existencia. Si los primeros son sin duda los más numerosos, los individuos de este tercer grupo son los que más llaman la atención, y si no, que se lo pregunten a los millones de espectadores que día tras día y noche tras noche se apalancan inamovibles ante el televisor para asistir a la exposición pública y sin tapujos de ninguna clase de lo que debieran ser intimidades. Sus ídolos, amados o repudiados con pasión digna de mejor causa, son hombres y mujeres que han hecho de su actividad sexual y de su divulgación un modo de vida, muy lucrativo.

Algunas de esas personas de líbido exaltada han desempeñado con su forma de ser un papel fundamental en determinados momentos de la Historia, a veces hasta han llegado a torcer abruptamente una trayectoria histórica que la providencia parecía haber trazado en línea recta.

Margarita de Habsburgo (1480-1530), hermana de Felipe el Hermoso, era hija de Maximiliano I, Emperador de Alemania y de María, Duquesa de Borgoña, un pequeño territorio al nordeste de Francia que no había dejado de intervenir en la política europea desde hacía varios siglos amparándose en su estratégica situación geográfica, en su pujante economía y, también, en la rara sucesión de preclaras inteligencias con gran habilidad para la intriga que se dio entre sus gobernantes a lo largo de ese tiempo.

En el siglo XV, como en muchos de los siguientes, esa política continental se dirimía en las cancillerías y en los apaños conyugales tanto o más que en los campos de batalla. Los matrimonios, absolutamente apalabrados por intereses del todo ajenos al posible amor, y ni siquiera atracción física de la pareja, eran, de hecho, la principal garantía de alianzas entre reyes, como a veces de enemistades que terminaban en enfrentamientos armados. Todos los monarcas de Europa jugaban sus bazas en esa partida en que las cartas eran jóvenes, incluso niños, que permanecían ajenos a los altos designios de sus progenitores hasta que llegaba el cara a cara y el cuerpo a cuerpo de esos envites humanos. Cada jugador ponía sobre la mesa sus poderes y sus ambiciones y así se concertaban matrimonios o se deshacían promesas de los mismos. Entre los gobernantes que más practicaron con sus hijos este tipo de uniones de conveniencia estaban los Reyes Católicos de España. Precisamente ellos, Isabel y Fernando, que constituían uno de los raros ejemplos de unión por amor, saltándose esas conveniencias en su momento y los consejos de sus asesores, aunque luego las circunstancias favorecieron también el éxito político de lo que fue en un principio el “flechazo” entre dos príncipes con sendos graves problemas personales en sus respectivos reinos.

El casi continuo enfrentamiento con Francia llevó a los reyes españoles a buscar una firme alianza con Borgoña, un verdadero tábano en el costado del país vecino. Para los borgoñones también se trataba de un buen negocio.

Castilla y Aragón unidos, con la reciente expulsión de los musulmanes de la Península y la casi simultánea apertura de unos horizontes insospechados más allá del océano, con territorios en Italia propiedad de Fernando, eran los reinos con más futuro de toda Europa. En ese festín querían tomar parte los tan inteligentes como ambiciosos Maximiliano y María Isabel, la hija primogénita de Fernando e Isabel, y heredera de los reinos hasta el nacimiento de su hermano Juan. Se había casado con el príncipe Alfonso de Portugal, heredero de aquel trono y, al morir su esposo a la temprana edad de diecisiete años tras caerse del caballo, contrajo nuevo matrimonio con el hermano de aquél que reinó con ella en Portugal como Manuel II. Como se ve, los Reyes Católicos no desatendían ningún frente, a otra hija, Catalina, la casaron con el príncipe Arturo de Inglaterra y después, con su hermano Enrique VIII, aunque esto, como diría Kipling, es otra historia.

En el momento de concertar los tratos matrimoniales con Borgoña había dos hijos por cada parte en disposición de hacerlo. En España, el heredero, Príncipe Don Juan, y Juana, tercera en la línea de sucesión detrás del propio Don Juan y de Isabel, ya “colocada” en Portugal. En Borgoña –no en el Imperio, pues su máxima magistratura no era hereditaria sino electiva– estaban Felipe, que ya era conocido con el apelativo de el Hermoso, por sus agraciadas facciones y el donaire de carácter del que hacía gala, y Margarita, que no le iba a la zaga en buena dotación de encantos físicos. Mejor dos que uno debieron de pensar los padres y así, se apalabró a la vez el enlace de ambas parejas en 1496. Los matrimonios se celebraron, como era costumbre, por poderes antes de que los contrayentes se hubieran visto jamás personalmente.

En marzo de 1497, Margarita desembarca en Santander y pocos días después, el 3 de abril, se celebra la boda en la catedral de Burgos, actuando de celebrante el Cardenal Cisneros, con el máximo acompañamiento de personalidades de la nobleza y seguida de esplendorosas fiestas palaciegas y populares. Don Juan tenía diecinueve años sin cumplir, la novia, diecisiete. En ese tiempo eran edades adultas para un hombre y una mujer cuando la esperanza de vida no sobrepasaba de media los cuarenta años. Pero, desde un punto de vista estrictamente fisiológico, eran apenas dos jovencitos apurando la adolescencia y, como es lógico, sujetos a la máxima fogosidad de sus instintos sexuales recién despertados, con las hormonas y sus efectos en plena ebullición.

No puede extrañar que los recién casados pasaran de inmediato a cumplir, no lo que la diplomacia había tramado en silencio, sino lo que sus cuerpos les pedían a gritos. El encuentro amoroso fue explosivo y los jóvenes no se dieron descanso durante varios días en los que no se preocuparon de aparecer por los salones donde se festejaba su matrimonio. Los criados dejaban discretamente los alimentos en la puerta de la alcoba principesca y retiraban con igual discreción las inmundicias que la esclavitud de la carne no excusaba ni a tan altos señores. Pasados esos primeros días de alborozo sexual hubiera sido de esperar que los cónyuges espaciaran sus tórridos encuentros de cama, pero no fue así. Margarita había descubierto los placeres de la sexualidad y se entregó a ellos con entusiasmo, y don Juan no la defraudaba en ningún momento, a pesar de que su organismo empezó pronto a resentirse.

Margarita poseía la salud y la energía física que caracterizaron siempre a su estirpe borgoñona, cuajada de hombres vigorosos y de mujeres paridoras de grandes proles, un cuerpo de porcelana recubría a un organismo de hierro.

Además, igual que su hermano, estaba educada en una corte donde las fiestas y los placeres de todo tipo eran una constante diaria, por lo que ese cuerpo le pedía alegrías y en la austera corte española éstas casi se reducían a las que podía encontrar en el lecho con un marido amante y deslumbrado. Don Juan, por su parte, se formó al lado de sus padres quienes, siempre agobiados por los mil problemas de la difícil gobernación de los reinos, no eran, desde luego, un ejemplo de reyes festivos. En cambio, el heredero de Castilla y de Aragón recibió la más esmerada de las educaciones en asuntos políticos y en la cultura renacentista. Junto a los Reyes Católicos, en su corte itinerante, se encontraban algunos de los más destacados intelectuales de la época, humanistas de la talla de Antonio de Nebrija y, sobre todo, el italiano Pedro Mártir de Anglería, verdadero consejero áulico de Doña Isabel para cuestiones culturales que ella consideraba tan importantes como las políticas en un buen gobierno.

Don Juan había sido solemnemente investido caballero en la misma Vega de Granada durante los estertores finales de aquella guerra, teniendo como padrinos de armas al Duque de Medina Sidonia y al Marqués de Cádiz. Asistió a la entrega de la ciudad por Boabdil en el último acto de la Reconquista, estuvo de pie junto a sus padres en la recepción que éstos hicieron a Cristóbal Colón en el Salón de Ciento de Barcelona a su regreso del Descubrimiento, apadrinó a varios de los indios traídos por Colón en ese viaje cuando fueron bautizados en el Monasterio de Guadalupe, y, en fin, a sus años, sus mayores distracciones eran leer, estudiar, montar a caballo y participar en justas caballerescas con hombres que le doblaban o triplicaban la edad. Al tiempo que se desarrollaba intelectualmente y en sobrias artes de gobierno, su salud no era muy buena y era motivo de preocupación para su madre, una mujer que siempre gustó de ejercer como gallina clueca de sus hijos, reservándoles un tiempo y una atención que sabía compaginar con las tareas de reina y con la discreta vigilancia de las muchas actividades extraconyugales de Fernando.

Al llegar la boda de Burgos se encontraron dos instintos sexuales a tope pero encerrados en cuerpos de bien distinta complexión. De que aquella constante efusividad sexual podía derivar en serios perjuicios para la enteca salud del príncipe, se dieron cuenta enseguida los sensatos cortesanos de Doña Isabel, y así se lo dijeron a la reina con el apoyo del testimonio de varios médicos.

Pero ella estaba imbuida de unas profundísimas convicciones morales cristianas y a quienes la aconsejaban que separase por una temporada siquiera a los cónyuges, les respondía con las palabras de la liturgia matrimonial: “Lo que ha unido Dios, no lo separará el hombre”. Y no permitió que nadie se inmiscuyese en la vida sexual de su hijo y de su legítima esposa, aunque muy probablemente, porque era muy inteligente y era madre, albergase la misma inquietud en el fondo de su corazón. Pedro Mártir de Anglería, uno de los que habían hablado a doña Isabel en ese sentido sin obtener resultado, escribía por esas fechas una carta al Cardenal de Santa Cruz y en ese texto afirmaba, refiriéndose a la reina: “La ensalcé por constante, sentiría tener que calificarla de terca y excesivamente confiada.”

Don Juan se consumía a ojos vistas, pero mantenía la actividad sexual sin decaimiento de ánimo y de deseo por más que la salud le diera avisos en forma de enflaquecimiento del cuerpo y frecuentes vahídos de la mente. En septiembre de 1497, los príncipes visitaron Salamanca que se engalanó en fiestas para recibirlos. Durante esa estancia Don Juan enfermó de extrema gravedad y el día 4 de octubre, seis meses justos después de haber contraído matrimonio, dictó su testamento declarándose “enfermo de mi cuerpo e sano de mi seso e entendimiento cual Dios me lo dio”. Murió tres días más tarde.

Las fiestas se tornaron en luto en Salamanca y éste cubrió toda España. La tragedia de los herederos españoles malogrados a lo largo de la Historia, cuestión que daría para llenar varios libros, escribía otro capítulo. El dolor de Doña Isabel fue terrible, pero una vez más demostró una increíble entereza de ánimo que fue una de las características fundamentales de su temperamento y de su actividad pública y privada. Lloró al hijo en la más estricta intimidad, lamentó la pérdida del heredero de una nación forjada por su mano con enorme esfuerzo, pero la vida tenía que seguir y el pulso no podía temblarle. Mandó construir para Don Juan, en el Monasterio de Santo Tomás en Ávila, el más maravilloso sepulcro que hubieran conocido los siglos y el artista italiano Doménico Fancelli esculpió en alabastro una obra excepcional que todavía asombra por su belleza a quienes se acercan a los pies del altar mayor de esa iglesia castellana.

Como siempre sucede en estos casos, los rumores sobre un posible envenenamiento del príncipe corrieron como el viento por el reino. Pero duraron poco. La gente conocía de sobra el género de vida que habían llevado los príncipes y todos en España fueron de la opinión de que esos excesos sexuales habían sido la cusa principal, si no la única, de la enfermedad y muerte de don Juan. Si miramos la cuestión retrospectivamente con criterios médicos tendremos que estar de acuerdo en gran parte con ese juicio de los contemporáneos. Ciertamente el sexo, por muy ardiente e incansable que sea su práctica, no mata de manera directa a un individuo, pero sí es capaz, en esas condiciones, de debilitar un organismo ya de por sí enfermizo como debía de ser el del príncipe. Ya han pasado los tiempos en que desde el púlpito y el confesonario se nos avisaba de los graves perjuicios que para la salud conllevaba casi todo lo relacionado con la actividad sexual, sobre todo si ésta se efectuaba en solitario o sin la cobertura sacramental del matrimonio. Era una época, que alcanza hasta la juventud de muchos de nosotros, donde el sexo en esas condiciones era presentado con imágenes sobrecogedoras de enfermedades cutáneas, “reblandecimiento de la médula” (terrible e ignorada patología que nunca llegamos a entender pero que asustaba lo suyo), ceguera o locura. En realidad, esos intimidatorios predicadores estaban “cogiendo el rábano por las hojas” y aludían a algunos males ciertos derivados de la práctica sexual, las conocidas como enfermedades venéreas, una verdadera lacra social que todavía pervive, pero de la que no tiene la culpa la sexualidad sino que son procesos infecciosos que se extienden por esa vía de contagio. Lo que seguramente llevó a la muerte al Príncipe Don Juan fue una suma de factores: era un muchacho feble, quizá afectado por algún proceso crónico pulmonar como la tuberculosis, tan frecuente destructora de vidas jóvenes hasta casi ayer mismo, con pocas reservas físicas por haber transcurrido su corta vida si no entre algodones, sí con poco ejercicio, exceptuando aquellos torneos como de juguete a los que se prestaban para divertirle los caballeros cortesanos de sus padres. Y, eso no se puede negar, el desgaste físico de sus relaciones sexuales desmesuradas. Ante un paciente con alguna enfermedad debilitante o en un estado de agotamiento por cualquier razón, los médicos siempre han recomendado, junto a los medicamentos de que dispone la farmacopea de cada época, el reposo como uno de los remedios coadyuvantes para la curación, y en ese reposo se incluye el sexual, puesto que el consumo de energía y la sobrecarga para el sistema cardiovascular durante una relación de este tipo es superior al soportado en un ejercicio físico de intensidad más que mediana, según se ha comprobado modernamente con meticulosos estudios. En resumen, Don Juan era muy probablemente enclenque y enfermizo y la fogosidad con Doña Margarita no hizo más que rematar la faena.

Es interesante destacar, porque es un dato que quizá apoya esa idea de endeblez física del sujeto, que a pesar de las relaciones sexuales tan asiduas desde el primer día, Margarita no quedara embarazada sino muy poco tiempo antes de la muerte de su marido. En el curso de casi seis meses no hubo relación fecunda.

No es una situación excepcional, incluso en parejas sanas que acuden preocupadas a la consulta médica antes de ese plazo con la ansiedad de creerse estériles, pero tampoco demasiado frecuente y ocasionalmente, puede hallarse algún problema, aunque sea de menor cuantía, en uno de los dos. Puede tratarse de que la mujer tenga ciclos anovulatorios, periodos en los que no se produce salida de óvulo en el ovario, o de que el varón padezca algún trastorno en la producción o, más habitualmente, en la movilidad de los espermatozoides, o simplemente, y aunque parezca extraño, que la naturaleza se tome su tiempo para cumplir con la función reproductora por motivos que aún hoy se nos escapan.

El caso fue que Margarita estaba encinta cuando la tragedia de Salamanca y durante unos meses se mantuvo en toda la nación, pero muy especialmente en el ánimo de los reyes, la esperanza de una sucesión. No pudo ser y la princesa acabó pariendo una criatura muerta con lo que se cerraba esa línea dinástica que hubiera sido la normal. Margarita, una vez concluida definitivamente la misión que la había traído a España –la misión entonces de todas las mujeres, reinas, princesas, nobles o plebeyas no era otra que la de dar hijos a sus maridos-, regresó a su tierra flamenca donde en 1501, el año en que nacía el futuro Emperador Carlos, contrajo matrimonio con el Duque Filiberto de Saboya en un nuevo arreglo de cancillería de su padre, el intrigante Maximiliano. De esta unión, que duró apenas tres años y de cuyos detalles amatorios nada sabemos, no hubo tampoco fruto y la doblemente viuda, con sólo veinticuatro años, iba a cambiar por completo su vida. Sentó, por así decirlo, la cabeza y el resto de su cuerpo y cumplió misiones políticas y de gobierno muy importantes, como la regencia de los Países Bajos durante la minoría de su sobrino Carlos y luego la gobernación de los mismos en las largas ausencias de éste cuando fue rey efectivo de aquellos territorios. Su labor de gobierno ha sido considerada como extraordinariamente eficaz y provechosa para el reino por todos los historiadores, lo que permite, en un ejercicio de imaginativa y vana ucronía, suponer lo que hubiera podido ser su reinado en España al lado de un don Juan vigoroso: el mundo entero sería hoy completamente distinto a como lo conocemos, configurado por los sucesos posteriores.

 

 

Pío Baroja, "el Árbol De La Ciencia"

 

 

 

 



P. Baroja, "el Árbol De La Ciencia"
“El árbol de la ciencia”

“… Esa tendencia natural a la mentira, a la ilusión del país pobre que se aísla, contribuía al estancamiento, a la fosilización de las ideas.
Aquel ambiente de inmovilidad, de falsedad, se reflejaba en las cátedras. Andrés Hurtado pudo comprobarlo al comenzar los estudios de Medicina. Los profesores del año preparatorio eran viejísimos; había algunos que llevaban cerca de cincuenta años explicando.
Sin duda no los jubilaban por sus influencias y por esa simpatía y respeto que ha habido siempre en España por lo inútil.”

(1ª parte, cap II)

El fragmento pertenece a la primera parte de la obra, al primer día que el protagonista acude a la facultad. Tanto él como sus compañeros se sienten expectantes, con ciertas ilusiones. Creen que ése es el primer día de su vida de adultos. Pero pronto se van dando cuenta de la desorganización general, incluso a la hora de distribuir las aulas. En ese mismo capítulo, el narrador autobiográfico que es Baroja comenta que la cultura europea estaba restringida en España y que todo el conocimiento se centraba en cuestiones técnicas, en aspectos empíricamente demostrables. La libertad de pensamiento no existía, incluso los periódicos ofrecían una visión parcial de los hechos. Sin embargo, los españoles se autoengañaban creyéndose los mejores y consideraban que si Francia o Alemania les menospreciaban es por una especie de mala fe internacional. El atraso que sufría el país y que aquí se critica, se refleja en la edad de los profesores. El último párrafo recoge las palabras más críticas y crueles contra el sistema de enseñanza universitario, al que acusa de corrupción e inutilidad.

“El árbol de la ciencia”, publicada en 1911, de marcado tono autobiográfico y de carácter filosófico, refleja bien las preocupaciones de Baroja, que se proyectan en Andrés Hurtado, un personaje perdido en un mundo absurdo que no hace sino acumular desengaños, tanto en su ambiente familiar, como entre...

El Árbol De La Ciencia. Pio Baroja
PÍO BAROJA
El árbol de la ciencia
Edición conmemorativa del centenario del nacimiento de Pío Baroja: 1973
Caro Raggio, Editor, Madrid
Ediciones Castilla, S.A., Madrid
ISBN: 84-7035-029-3 Depósito Legal: M. 38.896-1973
© Herederos de Pío Baroja


Primera parte: La vida de un estudiante en Madrid 5
I.- Andrés Hurtado comienza la carrera 5
II.- Los estudiantes 7
III.- Andrés Hurtado y su familia 9
IV.- En el aislamiento 10
V.- El rincón de Andrés 11
VI.- La sala de disección 13
VII.- Aracil y Montaner 17
VIII.- Una fórmula de la vida 20
IX.- Un rezagado 22
X.- Paso por San Juan de Dios 25
XI.- De alumno interno 27
Segunda parte: Las carnarias 31
I.- Las minglanillas 31
II.- Una cachupinada 32
III.- Las moscas 35
IV.- Lulú 37
V.- Más de Lulú 39
VI.- Manolo el Chafandín 41
VII.- Historia de la Venancia 43
VIII.- Otros tipos de la casa 44
IX.- La crueldad universal 47
Tercera parte: Tristezas y dolores 51
I.- Día de Navidad 51
II.- Vida infantil 54
III.- La casa antigua 56
IV.- Aburrimiento 58
V.- Desde lejos 60
Cuarta parte: Inquisiciones 62
I.- Plan filosófico 62
II.- Realidad de las cosas 64
III.- El árbol de la ciencia y el árbol de la vida 66
IV.- Disociación 70
V.- La compañía del hombre 71
Quinta parte: La experiencia en el pueblo 73
I.- De viaje 73
II.- Llegada al pueblo 74
III.- Primeras dificultades 77
IV.- La hostilidad médica 79
V.- Alcolea del Campo 82
VI.- Tipos de casino 86
VII.- Sexualidad y pornografía 88
VIII.- El dilema 88
IX.- La mujer del tío Garrota 90
X.- Despedida 94
Sexta parte: La experiencia en Madrid 96
I.- Comentario a lo pasado 96
II.- Los amigos 99
III.- Fermín Ibarra 102
IV.- Encuentro con Lulú 103
V.- Médico de higiene 105
VI.- La tienda de confecciones 106
VII.- De los focos de la peste 108
VIII.- La muerte de Villasús 110
IX.- Amor, teoría y práctica 112
Séptima parte: La experiencia del hijo 116
I.- El derecho a la prole 116
II.- La vida nueva 117
III.- En paz 120...

El Árbol De La Ciencia
“El árbol de la ciencia” como el libro mas acabado y completo de todos los suyos. Sin que logre desbancar en mi corazón a “La busca“, la relectura de esta obra me ha descubierto en efecto un libro que resume de manera perfecta no sólo el estilo de Baroja, sino sobre todo su pensamiento, su postura ante la vida, su compromiso con la realidad social que le toco vivir. Un compromiso que, lamentablemente, se echa mucho de menos en nuestros escritores contemporáneos.
“El árbol de la ciencia” narra la vida del joven Andrés Hurtado, desde que comienza sus estudios de medicina, hasta el final de los mismos, su primer trabajo como médico rural en un pueblo manchego, su vuelta a Madrid y el desempeño de su oficio como médico de un seguro para gente humilde o como médico de Higiene.
Hurtado es un joven sensible, reflexivo, al que la observación de lo que acontece a su alrededor va volviendo antisocial. Durante sus estudios, comprende el atraso científico en que vive inmersa España. La idea de este atraso se desarrolla a lo largo del libro, achacándola a la falta de interés de los catedráticos que preparan a las nuevas generaciones, que se sirven de materiales de estudio obsoletos y oscurantistas, así como a la imposibilidad de desarrollar ninguna investigación en un país donde el progreso está mal visto por atentar contra la moral imperante y donde el capital no se invierte jamás en nada experimental, pues se busca la ganancia segura.
La experiencia como médico rural contribuye a agudizar el desencanto de Hurtado. La vida asfixiante de un pueblo manchego donde la probidad o la honradez no son valores, donde sólo se respeta el dinero, donde los ricos oprimen a los pobres sin que estos exhalen una queja, solivianta el espíritu de justicia que caracteriza al protagonista.
El regreso a Madrid, donde ejerce como médico de Higiene dando el certificado de salud a prostitutas, y como médico de un seguro para gente humilde, le pone en contacto con lo más bajo de la sociedad. La...


El Árbol De La Ciencia
INTRODUCCIÓN: La obra narrativa El árbol de la ciencia fue publicada por primera vez en 1911, por lo que la podemos situar a principios del siglo XX.
Como Pío Baroja pertenece a la Generación del 98 podemos encuadrar esta obra dentro del Modernismo
Literario, ya que muy a menudo las obras de los autores de la Generación del 98 están asociadas con esta corriente.

PEQUEÑA BIOGRAFÍA DEL AUTOR:

Pío Baroja (1872−1956), novelista español, considerado por la crítica el novelista español más importante del siglo XX.
Nació en San Sebastián (País Vasco) y estudió Medicina en Madrid, ciudad en la que vivió la mayor parte de su vida. Su primera novela fue Vidas sombrías (1900), a la que siguió el mismo año La casa de Aizgorri. Esta novela forma parte de la primera de las trilogías de Baroja, Tierra vasca, que también incluye El mayorazgo de Labraz (1903), una de sus novelas más admiradas, y Zalacaín el aventurero (1909). Con Aventuras y mixtificaciones de Silvestre Paradox (1901), inició la trilogía La vida fantástica, expresión de su individualismo anarquista y su filosofía pesimista, integrada además por Camino de perfección (1902) y Paradox Rey (1906).
La obra por la que se hizo más conocido fuera de España es la trilogía La lucha por la vida, una conmovedora descripción de los bajos fondos de Madrid, que forman La busca (1904), La mala hierba (1904) y Aurora roja (1905). Realizó viajes por España, Italia, Francia, Inglaterra, los Países Bajos y Suiza, y en 1911 publicó El árbol de la ciencia, posiblemente su novela más perfecta. Entre 1913 y 1935 aparecieron los 22 volúmenes de una novela histórica, Memorias de un hombre de acción, basada en el conspirador Eugenio de Avinareta, uno de los antepasados del autor que vivió en el País Vasco en la época de las Guerras carlistas. Ingresó en la Real Academia Española en 1935, y pasó la Guerra Civil española en Francia, de donde regresó en 1940. A su regreso, se instaló en Madrid, donde llevó una vida alejada de...


El Árbol De La Ciencia

[pic]

La novela “El árbol de la ciencia” pertenece al género literario narrativo por varias razones: porque refleja una realidad, ofrece un paralelismo entre la vida del autor y de sus personajes, esta escrita en prosa y dentro de este género pertenece a la novela, ya que es una narración extensa de género épico, es decir, cuenta hechos de unos personajes, analizando comportamientos y actitudes, aunque debemos señalar que su asunto no es ficticio sino que se corresponde con hechos y se sustenta en asuntos verdaderos o verosímiles.
La obra es un relato de unas 304 páginas, dividida en 7 partes y dando una cabida de 53 capítulos.

Esta novela es la viva imagen de Baroja, una autobiografía del escritor, pudiendo cambiar el nombre del personaje principal, Andrés Hurtado por el mismo autor. Es una novela filosófica, ya que como bien intenta hacer la filosofía, intenta averiguar el sentido de la vida, los comportamientos, etc. Baroja, gran seguidor de Kant y Schopenhauer, introduce a estos filósofos, entre otros, en un su obra, para intentar aclarar conceptos existenciales. La novela provoca en el lector gran pesimismo, cosa que desarrolla el autor, por su personalidad, y dando pinceladas a los paisajes de la época. Muestra la vida a través de un joven como una corriente tumultuosa e inconsciente, donde todos los personajes representan una comedia que no comprenden o la vida en general, y sobre todo la del personaje principal, le parece una cosa fea, turbia, dolorosa e indominable i el único lugar donde se siente bien es la soledad de su habitación, mirando por la ventana y dedicando largas horas al estudio.

En el contexto de la obra, hace la idea o semejanza de una gráfica, la cual va descendiendo, desde la base de la soledad del personaje principal, la muerte de su madre, el rechazo de su familia i la muerte del hermano menor, Luis, al que adoraba. El único apoyo que le queda es el de su tío Iturrioz. En este descenso también se introduciría la llegada a la...

 

 

Poesía natural:"El árbol de Mesh"



EL ÁRBOL DE MESH:

Escrito por mesh el 29 sep 2008

En vida el árbol otorgado creció,
"mampostura" universal.
Te tumbaron amigo mío,
y todavía das la sombra,
impetuosa del alarde
creciste conmigo,
tus hojas sucumbieron
como amapolas,
ridículas plantas
que recogen tu nectar
de tu corta podredumbre,
susodicho árbol,
de grandes y secos ramajes
te apaciguen las letras
que en tu costado florecieron,
un día te observé
y creí que te vengarías
de verte así dándome vida.

 

 

"El miedo a lo inexplicado"

 

Cuento / Narrativa de terror

La música de Erich Zann,el oscuro mundo de H.P. Lovecraft

El miedo a lo inexplicado

Howard Phillips Lovecraft (1890-1937) ha sido uno de los escritores de horror y ciencia ficcción más influyentes del siglo XX. Injustamente ignorado en vida, fue después de su muerte cuando el empuje de algunos amigos y colegas, empeñados en difundir su obra a cualquier precio, consiguió que se le prestara a su narrativa la atención que merecía.

Hoy en día Lovecraft ocupa en el canon de la literatura norteamericana un lugar preeminente: recientemente ha visto publicada parte de su obra en la "Library of America" - una especie de "salón de la fama" literario- donde comparte catálogo con genios de la talla de James Fenimore Cooper, F. Scott Fitzgerald, Herman Melville, Mark Twain o Edgar Allan Poe (además de algún ex-presidente de los EUA)

Biografía de H. P. Lovecraft | Bibliografía de H. P. Lovecraft


EL PENSAMIENTO POLÍTICO DE LOVECRAFT
Por Sergio Armisén (08/10/2007)

A pesar de que ciertos aspectos ideológicos del pensamiento Lovecraftiano –ateísmo, mecanicismo cósmico, compromiso artístico—permanecerán virtualmente inalterados a lo largo de su trayectoria vital, no puede decirse lo mismo de su pensamiento político. El intransigente y reaccionario que adivinamos detrás de los escritos publicados en The Conservative (el magacín que publicó durante sus primeros escarceos con el mundo del periodismo amateur) poco o nada tiene que ver con el pensador relativista que terminó siendo, especialmente durante los últimos años de su vida. Dicha evolución política verá su culminación literaria en el “Lovecraft utopista”; el creador de sociedades no-humanas que tan densamente describe en dos de sus obras cumbre: “En las Montañas de la Locura” y “En la Noche de los tiempos.” Este artículo intentará bosquejar –aunque sea de manera esquemática—la evolución del pensamiento político de un Lovecraft al que le tocó ser testigo de una época especialmente turbulenta en el terreno de las ideologías.



Ellery, Profesor
(personaje)
Vocablo original: Professor Ellery
Acepciones o erratas comunes : Ellery, Profesor Elle.
Fuente: The Lovecraft Lexicon: A Reader's Guide to Persons, Places and Things in the Tales of H.P. Lovecraft por Anthony Pearsall (New Falcon Publications - 2005)


Profesor de química de la Universidad Miskatónica. Analiza el objeto metálico que le ha traido Walter Gilman -quien a su vez lo trajo consigo desde una especie de "sueño" extradimensional- descubriendo que el objeto esta compuesto de partículas de platino, hierro, telurio y tres metales "desconocidos, de gran peso atómico, los cuales fueron imposibles de clasíficar por métodos qúimicos". Expone el misterioso objeto en el museo de la Universidad.


Esta biografía es una traducción de la aparecida en el H.P. Lovecraft Centennial Guidebook. Escrita por S.T. Joshi uno de los mayores estudiosos de Lovecraft. Estamos trabajando en mejorar la redacción y la traducción del texto.

La familia Phillips-Lovecraft
Howard Phillips Lovecraft nació a las 9 de la manaña de 20 de Agosto de 1890 en la casa familiar del 454 (entonces numerado 194) de Angell Street en Providence, Rhode Island. Su madre era Sarah Susan Phillips Lovecraft, que podía remontar sus ancestros hasta la llegada de un tal George Phillips a Massachussets en 1630. Su padre fue Windfield Scott Lovecraft, una viajante de Gorham and Company, joyeros de Providence. Cuando el joven Howard tenía tres años su padre sufrió un colapso nervioso en una habitación de hotel en Chicago, siendo ingresado en el Hospital Butler, donde permaneció hasta su muerte el 19 de Julio de 1898. Aparentemente Lovecraft fue informado de que su padre estaba paralizado y comatoso durante este periodo, siendo la realidad que su padre murió de paresia, una variante de la sífilis...(...)



Las vías de que se sirve la literatura de terror para inquietar a sus lectores son variados. Puede tratar de hacerlo por medio de seres sobrenaturales, como el Drácula de Bram Stoker, o mediante siniestros psicópatas, como el Hyde de Robert Louis Stevenson. Pero lo que verdaderamente despierta el pánico entre el público son los sucesos inexplicables.

Se trata de lo que se ha denominado ‘terror materialista‘ –como oposición al ‘espiritualista‘ protagonizado por fantasmas- y en su desarrollo, probablemente, el gran maestro haya sido el norteamericano Howard Phillips Lovecraft (Providence, Rhode Island, 1890-1937).


Whipple V.Buren Phillips inició al jóven Lovecraft en la historia gótica de terror.Foto izq.
Reconocido heredero de su compatriota Edgar Allan Poe, Lovecraft era, además una personalidad singular. Enfermizo desde la infancia y dotado de una desbordada imaginación, con el tiempo su equilibrio psicológico se vería alterado, desarrollando una serie de miedos patológicos que, curiosamente, coinciden con su etapa de esplendor literario.

Su extraordinaria obra constituye todo un hito en la narrativa de terror. Partiendo de los elementos tradicionales del género, lo renovó por completo, introduciendo en él elementos de lo que más tarde se llamaría ciencia-ficción. Así, en la serie sobre los mitos de Cthulhu, verdadera galería de criaturas sobrenaturales que parecen llegadas de otro planeta pero que muy bien podrían pertenecer a un mundo demoníaco oculto al común de los seres humanos.

Pero, en otros casos, busca inquietar al público con fenómenos anormales que nunca se sabe muy bien si proceden de una realidad paralela o, simplemente, son experiencias oníricas de sus protagonistas.

Buena muestra de éstos últimos es La música de Erich Zann, un relato envuelto en la neblina de lo paranormal en el más estricto sentido del término, es decir, próximo a lo normal pero inexplicable.

El protagonista nos cuenta como hace unos años vivía en una casa de huéspedes situada en la Rue d’Auseill, una calle que no ha vuelto a encontrar ni siquiera en los planos. Allí se alojaba un viejo violinista misterioso de nombre Erich Zann que, cuando tañía su instrumento, parecía desencadenar sucesos sobrenaturales.

Pero, en todo el relato, no hallaremos criaturas monstruosas ni seres fantasmales. Tan sólo la descripción de unos hechos inexplicables relatada con el magistral e inquietante estilo de Lovecraft provoca el miedo en el lector. Y es que pocas veces se ha logrado en la historia de la literatura una prosa tan tensa y apropiada para el terror como la del norteamericano, verdadero maestro del género.


La música de Erich Zann
[Cuento. Texto completo]
H.P. Lovecraft

**************************************************************************

He examinado varios planos de la ciudad con suma atención, pero no he vuelto a encontrar la Rue d´Auseil. No me he limitado a manejar mapas modernos, pues sé que los nombres cambian con el paso del tiempo. Muy al contrario, me he sumergido a fondo en todas las antigüedades del lugar y he explorado en persona todos los rincones de la ciudad, cualquiera que fuese su nombre, que pudiera responder a la calle que en otro tiempo conocí como Rue d´Auseil. Pero a pesar de todos mis esfuerzos, no deja de ser una frustración que no haya podido dar con la casa, la calle o siquiera el distrito en donde, durante mis últimos meses de depauperada vida como estudiante de metafísica en la universidad, oí la música de Erich Zann.
Que me falle la memoria no me sorprende lo más mínimo, pues mi salud, tanto física como mental, se vio gravemente trastornada durante el período de mi estancia en la Rue d´Auseil y no recuerdo haber llevado allí a ninguna de mis escasas amistades. Pero que no pueda volver a encontrar el lugar resulta extraño a la vez que me deja perplejo, pues estaba a menos de media hora andando de la universidad y se distinguía por unos rasgos característicos que difícilmente podría olvidar quien hubiese pasado por allí. Lo cierto es que jamás he encontrado a nadie que haya estado en la Rue d´Auseil...(...)

"Regla de Inicio para un Hombre"

 

 

 

 

 

 

En el nombre de un hombre,
estoy en casa aprendiendo a gobernar,
la tradición es que sea mi padre,
más yo soy un aprendiz en la educación...
El más sabio dicen que es el ciego de Homero,
que vaga de ciudad en ciudad recitando como:
....Oh,extraño mi recodo en una habitación oscura.....
Aquella matemática ecuación mental,
que nunca debió entrar,
en mi bello y prismático cerebro......
"En la oscuridad de tantos chirriados dientes y lamentos."
Aprecio y me gustan más los tonos negros,
y a veces el negro más que la luz,
nunca en contraste se puede ser fenomenal.
Es difícil ser esclavo y recitar,
prisionero de algunas fiestas y torturas.
....Oh,escrituras declaradas solemnes,
para los niños que pueblan la razón,
en distintos sitios y lugares......
...mi filosofía y escritura lo amalgaman;
en distintas cavernas he intentado dormir,
y al final lo cuento.. a veces veo,viviendo bien,
el ciego.....con su influencia,
desde la antigüedad ocupa el mejor lugar.
Cultura clásica europea para sobreseer,
pues yo sinceramente y simplemente,
estoy en casa aprendiendo
a vivir y soñar como es debido.


Escrito el 3 Feb, 2010,hoy hace un año


Autor: Deldía

"Sueños,Mujeres,Niños y Hombres"

 

 

 

 


Recuerdo una noche... en la calle,
sobre la acera temblé,
con mucho frío desperté,
no logré comprender....
me despejé y me percaté que...
todo estaba en su sitio...
...pensé que todo estaba bien,ya,
y me fuí a comer....
..vislumbré una paloma al vuelo inesperadamente.
..."Me preocupa el proceso de espera
a la creación y...
predispongo el tema"......
y vuelvo al pasado otra vez...
...Pasé la noche a la intemperie,
me acordé de los dictadores y...
...de las guerras mundiales,
de alguna casa que quedó en pie,
pero la gente muchas veces no interesa,
poco a poco ví como concurrían,
pero mi cuerpo temblaba como un animal herido...
el café derramé y hay terminó todo....
...Me acuerdo de una preciosa niña que me escribió
un día,
dándome las gracias por algo,vida mía...
tenía doce años y sabe que lo importante es conocer,
y no quedarse al raso...
intento hacer todo bien,por deseo y obediencia,
perfectamente disfruto con la perfección,
que de por sí es una historia digna,
demasiados relatos para no estar en babia,
distraido y ajeno a lo que se trata...,
me encuentro bien en la auténtica ya!
reconocida realidad...
vagué mucho de joven,
y tuve muchos baches,
mucha suerte he tenido y tengo,
y sin embargo todavía me siento y...
me acuerdo de mi pasado,lo veo,me quedo en él,
y lo hecho todo fuera!
de esta forma me percato de la realidad,
y vivo el presente,participo,
me olvido de que "en el frío de la noche"
de esa noche,de esa manera,
el niño no tiembla
probablemente estará mejor en su cama suave,
apreciablemente bella.




"Muchos besos para ellos".
Besos para todos los niños,
gracias a ellos,
puedo seguir esta vez más firme y seguro...
25 May, 2010

[Contact form disabled - the email does not work and bounces.]

Comments powered by Disqus

http://www.bror.n.nu/filosofia-y-religion
http://www.bror.n.nu/entretenimiento
http://www.bror.n.nu/investigacion
http://www.bror.n.nu/videos-de-musica
http://www.bror.n.nu/la-tierra
http://www.bror.n.nu/cine-y-arte

Un viaje de novios,de Emilia Pardo Bazán,Naturalismo a la española

 

 

 

 

 

 




Novela - Narrativa contemporanea - Un adulterio no consumado

Corría aproximadamente el año 1870 cuando Emile Zola expuso sus teorías naturalistas para la novela. Venían a ser éstas una transposición a la narrativa de las ideas científicas contenidas en el Método experimental del doctor Claude Bernard.

Según el escritor francés, la sociedad –como la Ciencia- se halla regida por leyes naturales que condicionan la conducta de las personas. La más importante de ellas es el determinismo, según el cual la herencia biológica y el medio en que viven marcan la vida de los seres humanos. En consecuencia, el novelista debe tratar de influir sobre este medio para mejorar la sociedad, es decir, con fines terapéuticos.



Ayuntamiento de La Coruña, ciudad natal de Emilia Pardo Bazán

Literariamente, el resultado de todo ello es una narrativa de corte realista llevada al extremo. Su carácter documental y científico la obliga a presentar con toda objetividad incluso los aspectos más desagradables –a veces, un tanto macabros- de la sociedad.

Rápidamente, las tesis de Zola se extendieron por toda Europa. En España hallamos su influencia en ciertas obras de Benito Pérez Galdós o de Clarín. Pero, sin duda, quién mejor las estudió y llevó a la práctica fue la gallega Emilia Pardo Bazán (La Coruña, 1851-1921), aunque nunca llegó a los extremos de otros discípulos del francés. De hecho, su adhesión al Naturalismo fue, probablemente, más teórica que práctica. Mujer valiente y avanzada para su época, su carácter polémico la llevó a defender unas tesis con las que, a buen seguro, no estaba del todo de acuerdo o, al menos, le parecían exageradas.

Basta contemplar sus novelas más pretendidamente naturalistas para darse cuenta. Los pazos de Ulloa y La madre Naturaleza muestran, en efecto, la influencia del determinismo biológico y del medio en que viven los personajes. Pero jamás llega a mostrar de modo descarnado esa brutal realidad. Podría decirse que, simplemente, la deja atisbar.

En este sentido, para calificar estas novelas sería más propio hablar de un realismo con tintes naturalistas que de Naturalismo propiamente dicho. A ello debe añadirse que la tradición narrativa española ya había incorporado siglos atrás algunos de los elementos que Zola propugnaba para su teoría. Nos referimos a la novela picaresca.

Un viaje de novios, publicada en 1881 es la primera novela pretendidamente naturalista de Pardo Bazán. Externamente se presenta a medio camino entre la narrativa de costumbres y el libro de viajes. Pero la verdadera sustancia de la obra es lo que le sucede a la protagonista, Lucía.

Ésta se ha casado por conveniencia con un hombre mayor y emprende su viaje de novios hacia Vichy para que el marido tome aguas medicinales. A causa de un accidente, los cónyuges se separan y Lucía continúa viaje en solitario. Entonces conoce a un joven caballero del que se enamora.

Pero nada sucede, la esposa continúa siendo fiel a su marido. Por tanto, el pretendido Naturalismo de la obra queda descafeinado. Podría decirse que se trata de Naturalismo a la española.

"LA NAVIDAD EN ESTA CASA!"

 

 

 

 


"LA NAVIDAD EN ESTA CASA!"

HOY DIOS HE SOÑADO CONTIGO,
SE ME OSCURECÍA EL IRIS,
AL FINAL RESPLANDECÍAS
Y YO TE QUIERO...
"OH,CAMPANITAS DEL LUGAR,
SIN DESCANSO TOCAN..."
EL NIÑO NACE Y VUELVE LA VIDA
TAN AGRADABLE MELODÍA,
CADA DÍA ME ACUERDO,
QUE HAY ALGO DE TI EN MI,
ALEGREMENTE VIENES A MI PAZ
Y YO TE QUIERO...
UNA VEZ MÁS EN ESTOS DÍAS,
LA CASA RESPLANDECE...
...CON TUS ALTURAS DE NIEVE,
JESÚS TU ERES MI AMIGO
Y YO TE QUIERO...
ASÍ COMO AL NACER Y...
YO AL CRECER TAMBIÉN VOLVÍ A CREER,
QUE AQUÍ A GUSTO HAS VENIDO
A PASAR UN POCO LA NAVIDAD,
Y CON OTROS NIÑOS A AMAR,
TODOS NOS SÍNTAMOS MEJOR Y
ALEGREMENTE DIGO A DIOS,
QUE NOS DE PAZ Y AMOR,
Y CUBRA A LOS NIÑOS Y NIÑAS,
DE ESPERANZAS Y ETERNO JÚBILO,
CON PAZ,TIEMPO DE VIVIR,
NO LES OCUPE LA SINRAZÓN,
QUE CUBRAN CON MANTOS LAS NUBES,
Y EL SOL SE LEVANTE SIEMPRE E ILUMINE,
"LA NAVIDAD EN ESTA CASA...Y"
TODOS SUS MARAVILLOSOS TESOROS,
QUE CON SENSIBILIDAD OCUPAN.

ANA MARÍA MATUTE,FELIZ TRAS GANAR EL PREMIO CERVANTES 2010

 

 

 

Definitivamente, Ana María Matute (Barcelona, 1925) es, como su narrativa, mágica: no crece. Por eso, cuando hoy narraba aspectos de su vida tras obtener el premio Cervantes, modulaba la voz arriba y abajo buscando otras voces, dibujaba figuras con sus manos huesudas, hacía más de una y dos muecas. "Es que es lo que ha hecho siempre, desde pequeña, cuando lee cuentos en voz alta", aclaraban los que bien la conocen. Una narradora innata, eterna, pues.

Por lo dicho hoy en Barcelona, parece que esa coherencia vital también ha sido literaria en la que, tras María Zambrano y Mari Luz Morales, es ya la tercera mujer en obtener el máximo galardón de las letras castellanas. "Desde mi primer cuento he querido comunicar lo mismo, la misma sensación de desánimo y pérdida; vivir es perder cosas, también", afirma quien aún sigue escribiendo, si bien nunca sabe "cuándo saldrá; nunca se sabe lo que puede durar un libro; es un misterio; la vida también es mágica y esto de escribir también".

Muy atrás ha quedado hoy esa crítica literaria condescendiente que no supo encajar sus libros, a caballo entre el realismo social y esos mundos infantiles y mágicos que siempre han impregnado la obra de Matute. "Y qué quiere: no tenían ni idea de lo que decían, España estaba tan cerrada al mundo... No sabían nada de nada y te juzgaban con unos cánones fijos, estrechos, trillados, estúpidos y con un muchito de mala leche".

Pero hoy Matute está "enormemente feliz". "Quiero ver este premio como un reconocimiento a que he dado casi toda mi vida a esto que es escribir; el reconocimiento literario, si acaso, lo han de dar los lectores, si es que les he abierto o cerrado una puerta con mis libros".

Como hacía cuando tenía cinco años debajo de la cama o encerrada dentro de un armario, Matute continúa leyendo como una posesa: "Más de media vida larga de mi vida me la he pasado leyendo; es importantísimo; por eso pude escribir Pequeño teatro con 17 años [pero se publicó en 1954]: esos sentimientos los conocía porque los había leído en Dickens y Dostoievski". Los escritores rusos "son lo máximo". "Mi amor por los cuentos es culpa de Chéjov, cuyos relatos me parecen mejor que su teatro".

Devoradora ahora de una novela negra que ha redescubierto ("Denis Lehane y Michael Connelly me encantan, me cae la baba; lástima que no tenga yo capacidad para ese género: ¡ahí cabe todo!"), sigue pensado que su mejor obra es Olvidado Rey Gudú.

EN 1912,EDGAR RICE BURROUGHS INTRODUJO EL PERSONAJE DE TARZÁN

Una Entrevista Con Danton Burroughs



BroadwayWorld.com ~ 14 de junio 2006 BroadwayWorld.com ~ 14 de Junio 2006

En 1912, Edgar Rice Burroughs introdujo el personaje de Tarzán en el mundo en su relato imaginativo, "Tarzán de los Monos", y en ningún momento, su carrera estaba en marcha. En 1912, Edgar Rice Burroughs introdujo El Personaje de Tarzán en El Mundo en Relato Su imaginativo, "Tarzán de los Monos", y en ningun Momento, Su carrera estaba en marcha ". Tarzán ha sido presentado en 26 novelas autorizados y 44 películas. Tarzán ha SIDO Presentado en 26 novelas Autorizados y 44 Películas. Burroughs decidió llevar su carrera un paso más allá con el lanzamiento de su propia compañía, Edgar Rice Burroughs, Inc. Murió el 19 de marzo de 1950. Burroughs decidio Llevar Más Su carrera sin paso Allá Con El Lanzamiento de Su Propia Compañía, Edgar Rice Burroughs, Inc. El Murio 19 de Marzo de 1950. Sus escritos y personajes entretenidos tres generaciones de lectores y espectadores. Sus Escritos y Personajes entretenidos Tres Generaciones de Lectores y Espectadores. En la actualidad, la familia Burroughs, incluyendo nieto, Danton Burroughs maneja la corporación. En la Actualidad, La Familia Burroughs, nieto incluyendo, Danton Burroughs Maneja la Corporación. Danton Burroughs y me senté a hablar de Tarzán, el musical de Broadway, así como la vida de su abuelo. Danton Burroughs y me sente un Hablar de Tarzán, el musical de Broadway de, ASI COMO La Vida de Su abuelo.

Nick Orlando: ¿Cuál fue la inspiración de su abuelo para crear el personaje de Tarzán? Nick Orlando: ¿Cual FUE la Inspiración de Su abuelo párrafo CREAR EL Personaje, Tarzán?

Danton Burroughs: El dinero! Danton Burroughs: El Dinero! Él, en ese momento, empeñado las joyas de mi abuela. EL, EN ESE Momento, empeñado Joyas de mi abuela. Él había escrito Tarzán como su tercera novela. El Tarzán de como habia Escrito Tercera Su novela. Su tercera historia se presentó a "Todos revista Story". El editor le encantó! Se salió en la edición de octubre de la revista. Su Tercera Historia sí presento un "Todos revista Story". El editor le encanto! Se salio en la Edición de octubre de la revista. Se vende por 15 centavos de dólar y hoy en día, si usted puede encontrar una copia buena, que es de $ 15,000 - $ 30,000. Por Se vende 15 centavos de Dólar Hoy en Día y, si Usted PUEDE encontrar Una Buena Copia, Que es de $ 15,000 - $ 30,000. Muy raras: era la historia completa en un volumen que no se hizo antes. Muy Raras: era la Historia COMPLETA volumen en las Naciones Unidas Que No Se hizó antes ".

Nick Orlando: ¿Cómo este personaje evolucionar? Nick Orlando: ¿Como evolucionar Personaje this?

Danton Burroughs: Mi abuelo tocaba con la teoría de la evolución y creó el nombre de Tarzán. Danton Burroughs: Mi abuelo tocaba Con la Teoría de la Evolución y CREO El Nombre de Tarzán. El primer nombre que tuvo fue Nazrat y luego cambió las sílabas en torno a Tarzán. El Primer Nombre Que tuvo FUE Nazrat y LUEGO Cambió Las Sílabas En torno un Tarzán. Tenemos el manuscrito original y se puede ver dónde está realmente pensando y cambiando los nombres. Expect El Manuscrito original y ver DÓNDE SE PUEDE està realmente Pensando y Cambiando los Nombres. Él acaba de tener facilidad de palabra y creó un personaje mítico en 1911. El Acaba de Tener facilidad de Palabra y Mítico Creo Personaje de las Naciones Unidas en 1911. Tan pronto como Tarzán salió, fue un éxito inmediato. Tan pronto salio de como Tarzán, Inmediato FUE sin Éxito. También salió en Inglaterra. Mi abuelo recibió cartas de admirador tanto. Also salio en Inglaterra. Mi abuelo TIENE Ventilador Electrónico ASI ES. Su seudónimo era normal Bean, pero cuando el libro salió en 1914, fue acreditado como Edgar Rice Burroughs. La primera película fue en 1918. Su seudónimo era normal Bean, CUANDO Pero El Libro salio en 1914, FUE COMO acreditado Edgar Rice Burroughs. La Primera Película FUE en 1918. También fue una de las primeras películas recaudó más de un millón de dólares. Also FUE Una de las Primeras Películas recaudo Más De Un Millón de Dólares. Está protagonizada por Gordon Griffith como el joven Tarzán y Elmo Lincoln como Tarzán sí mismo. This protagonizada Por Gordon Griffith de como el Joven Tarzán y Elmo Lincoln de como Tarzán Sí Mismo. Elmo Lincoln fue un gran éxito en el momento. Elmo Lincoln FUE Un Gran Éxito En El Momento.

Nick Orlando: ¿Su abuelo tiene importantes obstáculos que tuvo que superar o que las cosas vienen fácil? Nick Orlando: ¿Su abuelo TIENE Importantes Obstáculos Que tuvo Que Superar O Que Las Cosas Vienen Fácil?

Danton Burroughs: Era un infierno de un hombre de negocios. Se incorporó en 1923, que era extraño para un autor que hacer, pero le gustaba la protección de una corporación, porque se vio envuelto en pleitos temprano con algunas de las fotos de Tarzán. Danton Burroughs: era sin infierno Negocio de las Naciones Unidas. El hombre Se incorporó en 1923, era de Que Extraño párrafo HACER Que sin autor, Pero le gustaba la Protección de Una Corporación, porqué sí vio envuelto en pleitos Temprano Con ALGUNAS de las fotos de Tarzán. Él fue a hacer el merchandising y la publicación por su cuenta. El fué un EL HACER merchandising y la Publicación de Su Cuenta por. Había llegado a mi padre en la década de 1930 e ilustrar Tarzán y escribió otros libros de mi abuelo. Habia llegado un mi padre en la Década de 1930 e ilustrar Tarzán y Otros Libros de mi abuelo escribió el. Él se mantiene como una empresa familiar y hasta este día, que es propiedad de los herederos de Edgar Rice Burroughs. El sí mantiene Como Una Empresa Hasta familiares y Día Este, Que es Propiedad de los herederos de Edgar Rice Burroughs.

Nick Orlando: ¿Hay cosas que suceden en tu vida que es paralelo a sus abuelos? Nick Orlando: ¿Hay Cosas Que suceden en tu Vida Paralelo Que es una abuelos SUS? ¿Está siguiendo sus pasos? ¿This siguiendo SUS "pasos"?

Danton Burroughs: Sólo como un archivero y tratando de salvar a todo. Danton Burroughs: Solo Como un Archivero y tratando de SALVAR una tarea pendiente. Además, trabajando en documentales y venir a ver musicales increíbles, como Tarzán, el musical de Broadway. Ademas, Trabajando en Venir documentales musicales y una versión Increíbles, de como Tarzán, el musical de Broadway de. La leyenda sigue viva! Sigue viva la leyenda!

Nick Orlando: Estoy seguro de que su abuelo estaría muy orgulloso de ver Disney poniendo en Tarzán, el musical de Broadway. Nick Orlando: Estoy Seguro De Que Su abuelo estaria Muy Orgulloso de ver Disney Poniendo en Tarzán, el musical de Broadway de.

Danton Burroughs: Estaría fuera de sí y no hay disfrute de la familia Burroughs! Danton Burroughs: estaria Fuera de sí no heno y disfrute de la Familia Burroughs!

Disney Theatrical Productions y Stage Entertainment, la mayor compañía de teatro produciendo en Europa, anunció Lunes, 22 de mayo 2006, que Disney más nuevo musical, Tarzán, serán sus compañeros la próxima producción en Europa, abrirá sus puertas en Holanda la próxima primavera en el Circus cerca Amsterdam con una segunda producción programada para abrir en Alemania en 2008. Disney Theatrical Productions y Stage Entertainment, la Mayor Empresa Productora de teatro en Europa, Anuncio Lunes, 22 de mayo 2006, Qué Más Nuevo musical de Disney, Tarzán, seran SUS compañeros la Próxima Producción en Europa, SUS abrira puertas en Holanda la Próxima Primavera en El Circo Cerca de Amsterdam Con Una Segunda Producción programada párrafo abrir en Alemania en 2008.

 


Tarzán, el musical de Broadway, está jugando actualmente en el Teatro Richard Rodgers (226 West 46th Street). El álbum del molde será lanzado el 27 de Walt Disney Records de junio. La producción de estrellas Josh Strickland y Gambatese Jenn como Tarzán y Jane. Actuaciones de martes a sábado a las 8:00 pm, con matinés los miércoles y sábados a las 2:00 pm, y domingo a las 3:00 pm. Tarzán, el musical de Broadway de, està Jugando actualmente en El Teatro Richard Rodgers (226 West 46th Street). El álbum del molde sí dara un study en los expedientes de 27 de Junio de Walt Disney. La Producción de Estrellas Josh Strickland y Gambatese Jenn Como Tarzán y Jane. Ejecucion de ejecución celebra de martes un Sábado A Las 8:00 pm, Con los miércoles y matinés una Sábados 2:00 pm Las Vegas, y Domingo a las 3:00 pm. Los boletos están disponibles a través de www.ticketmaster.com o llamando al 212-307-4747. Los Boletos estan Disponibles A traves de www.ticketmaster.com o llamando al 212-307-4747. Para obtener más información, por favor visite www.TarzanOnBroadway.com. Para obtener Más información, www.TarzanOnBroadway.com Por favor visite.

 

HACIA LA INGRAVIDEZ INMATERIAL

 

 

 

 

 


REFLEXIONES EN EL OTOÑO DE MI VIDA: AUTOR GERMÁN GORRAIZ LÓPEZ

La hora suena mi nombre...¡Todo lo presentido, el anhelo brotado de años de vigilia va a consumarse en su plenitud!(¿Cómo pude vivir tanto tiempo sin otras manos a las que entregar mis sueños?)Nada importa ya; atrás quedaron las estrellas que le robé a la noche y es el momento de hacer el recuento de mi espera.



Confieso que nunca conseguí saberme centro del mundo que me rodeaba y me recuerdo días enteros de niñez sin agitar las manos hasta el atardecer. Mis primeros titubeos coinciden con el declive de mi adolescencia, (nunca quiso el alma estar enjaulada en mi cuerpo destartalado).


Mi juventud significó la aparición de mujeres nunca antes anheladas por mi corazón, antes bien ignoradas u odiadas en mi impotencia e imperceptiblemente, amigos y estaciones me fueron abandonando y sólo yo vacilaba al intentar escribir mi vida.



¿De dónde nacía aquel vértigo ante el azul...?




TODO EL TRAYECTO ESTARÍA LLENO DE ALUCINACIONES DE NUBES EN CHARCOS NUNCA CREADOS.
AUTOR:GERMÁN GORRAIZ LÓPEZ
FUENTE:WEBISLAM


Fuera esperaba el amanecer…

Una vida enterrada entre sábanas recelaba de iniciar la aventura de vivir. Su cuerpo recordaba bien otros amaneceres en soledad. Últimamente sus días acababan al mediodía; el tiempo de colgarse de un cigarrillo y fumarse toda la niebla de unas pocas horas en que podría deslizar su fantasma por entre las cosas.

No recordaba de seguro su edad; el espejo le traicionaba y sólo le reflejaba la mitad que nunca sospechó ser. Sin embargo, la nieve que cubría sus sienes le recordaba su estancia ya antigua entre los hombres y que pronto daría por terminada.

Todas sus vivencias nacían de los sueños; incluso había días enteros en que la estela de su recuerdo no lograba desertar de sus neuronas. Nada de especial en su cara ni en sus gestos, sólo un ser apartado por la vida y encumbrado después en gustosa aceptación hasta su total olvido.

Decidió no afeitarse la cara: los seres que poblaban su mundo solamente le exigirían que les mostrara el verde su alma; desayunó mecánicamente, tanteó el estado de su ilusión y ya totalmente decidido, inició la huida por la puerta trasera de la vida, la que conduce al silencio del corazón.

Sus primeros pasos en la escarcha deshojaron la armonía del arcoiris concentrado en la hierba —la mañana se rompería después en mil luces.

Sabía que todo eran espejismos preparados para cegar sus pupilas y que todo el trayecto estaría lleno de alucinaciones de nubes en charcos nunca creados para impedirle el ascenso del mediodía e ignoró el saludo de mudas manos que entre ramas intentaron cercarle —no necesitaba aliento para saberse solo.

Pronto una nube taparía su horizonte y le rememoraría su inútil obsesión de atrapar nieblas entre los dedos —otro día más sin hojas que crecieran en sus manos. Nada importaba; nadie le detendría en su invisible trepar por escalas de silencio hasta las más altas horas del mediodía.

Supo que hoy llovería: la certeza le venía del halo que robó la tarde anterior en un descuido del sol, mas no le preocupaba en exceso no tener paraguas en las manos pues siempre le quedaba el recurso de hundirse en las aguas del río.

Sería un día de claros y sombras para sus ojos; una lucha desigual de sus retinas para captar todos los espíritus que brotaban por doquier de las huellas de la noche. Sin duda tal esfuerzo le desgastaba sobremanera y le impediría conocer el final de su viaje como más tarde veremos, mas todavía se sabía fuerte y los latidos le empujaban hacia su destino.

Segunda parte

Procuró no pisar las huellas de otras vidas ajenas a la suya; cada paso debía ser invisible en las arrugas de su secreto camino. Nadie venía tras él, sólo estaba consigo mismo y cada movimiento innecesario le recordaba los tumbos que diera en el pasado.

En un momento dado, las botas y sus pies dejaron de ser sincrónicos en el caminar y presintió que algo dentro de él había quedado atrás , dormido entre las mudas paredes que vigilaron los sueños de su infancia. Era —ahora lo podía ver con claridad—, un niño que nunca despertó a la vida y que siguió soñando rostros de estrellas inexistentes.

Más adelante tropezó con sus pies y estuvo a punto de caer, no pudiendo impedir que se le desprendiera una capa de piel, la más gastada por el viento y que además llevara cicatrizada en sangre los estigmas de su amarga juventud. Ya no podía mirar atrás; ya no habría más auroras de rosicler ni tardes en arrebol: sólo el mediodía le esperaba.

Saberlo le alivió de la sensación de orfandad que oprimió su pecho y le impidió caminar; detuvo su marcha y descubrió al palparse un hueco en el corazón nunca antes intuido y que debió rellenar apresuradamente con flores marchitas y nubes desganadas que recogió de un charco.

Se notó un poco más ligero de alma al saberse solo en la mañana, libre ya de recuerdos y huido de esperanzas, mas el viaje ya no sería lo que pensó en un principio: mucho de su primitivo ser no conseguiría llegar hasta el nuevo yo que le esperaba.

Tercera parte

Su marcha se tornó vuelo por minutos oscilante en la inseguridad de su nuevo ser que le instaba a desamarrarse de sus lugares tan queridos, ya raíces en su pecho pero sintió el sobresalto de un rayo de sol fugado que le indicó el camino por donde treparía más tarde, cuando todo él estuviera disuelto en cenizas.

No obstante las emociones se fueran amontonando en su cerebro,había ya intuido que su despedida de los hombres no sería tal y como se soñó ser: algo se lo impedía: una conciencia exacerbada le alejaba por momentos de lo inalcanzable para un ser humano….

¡Fue en ese momento…!Hasta él llegaron las notas de una música que volaba desnuda en una brisa no definitiva: ¡Esa era la voz…..! ¡La que tantas veces lograra descifrar enlas noches de invierno, confiadas en su oscuridad!.

Imperceptiblemente iba ganado notas a la altura. La presión de los cielos sería pronto aprisionante y el resplandor conocido estaba cegando la miope mirada que únicamente podían esbozar sus ojos mas le irritaba enormemente su conciencia vigilante: el cerebro se resistiría a aceptar el choque inevitable con el azul deseado.

¡Tenía que disolverse pronto en el viento escondido tras los montes nevados!.

Por momentos , todo fueron certezas de su hundimiento irremediable en la dimensión de la que intentara huir durante sus treinta años.

¡Su destino estaba suspendido en las horas pues el atavismo de su herencia le impelía a hundir sus amputadas raíces en suelos ya hollados de los que nunca podría brotar ya verde, por lo que necesitó de mucho valor para sustraerse a la ayuda de los últimos montes conocidos y aprovechando el choque de dos estratos todavía semidormidos, impactó con fuerza en su popa, quedando desgajado de su existencia corporal.

Todo atisbo de conciencia humana le fue negada a partir de esa hora: por minutos desaparecía de su alma el vértigo del azul; tan sólo le restaba ya deshojarse rápidamente y con los primeros brotes de la lluvia desatada, deshacerse en cenizas.

Culminada la operación y como vestigio, sólo jirones del alma desvestida quedarían entre nubes bajas y lentamente fueron las horas llevando un espacio de la nada hacia el retorno.

Luego, toda la hora se inundó de lluvia con los primeros bostezos de un viento desvelado, hundiendo en tierra postreras cenizas que disolviera el espíritu: ¡Al fin emergía como lirio en sombra su alma ya verde, definitivamente voz sin nombre prendada del azul..!.

Todo era silencio el mediodía….

EL DÍA QUE DESCANSÉ EN TU MIRADA

 

 

 

 



Un día llegó a mi corazón
el polvo de América sin razón
miré y miraba su belleza inaudita,
a sentir la antigua raza dentrita
de sus labios ojos y piel denotados
de una civilización inmemoriada y denodados
para mi desde la escuela infantíl,
enseguida me ví practicando lo gentíl
trabajando y estudiando "el sánscrito"
para hablar contigo mujer exacta en el escrito
y a escribir me puse después de verte
también a leer sobre la mente,
de la corriente religiosa inoperante,
del budismo inspirado al sentirte,
sentí que hay en mi vida
hombres mujeres de forma demostrativa
que son cielo e imagen dormida
de aquella religión comparativa
son las castas hereditarias sencillas
reflejo del cristál luces amarillas
que no dejan ver el interior de las personas.
¡Que grande eres amiga mia!
como me enamoro cada día
de tu rostro enamorado de esa religión
que sopesaba su pasar por esas tierras,
y escribir sobre el máximo poder hindú
personas de la casta sacerdotal
mi mente en residencia habitual
desde las guerras y el deterioro
alcanzo la concordia deshabitual y te adoro
desde mi torre de cristal felina
el amor a los niños en esta casa afina
que me vió emerger en disoluto
desde mis días de reflexión y dialogo computo
por fin una felicidad total amamantada,
filosofía conseguida sufrimiento "zen"
forma antigua consensuada,
al fin descanso en ti.

EL GAUCHO MARTÍN FIERRO

EL LIBRO DE MARTÍN FIERRO ESTÁ DESTINADO A DESPERTAR LA INTELIGENCIA Y EL AMOR A LA LECTURA DE UNA POBLACIÓN CASI PRIMITIVA,A SERVIR DE PROVECHOSO RECREO,DESPUÉS DE LAS FATIGOSAS TAREAS,A MILLARES DE PERSONAS QUE JAMÁS HAN LEIDO...

 

 

 


MARTÍN FIERRO es un poema narrativo de José Hernández, obra literaria considerada ejemplar del género gauchesco en Argentina, Uruguay y Río Grande del Sur (al sur de Brasil). Se publicó en 1872 con el título El Gaucho Martín Fierro, y su continuación, La vuelta de Martín Fierro, apareció en 1879.


Narra el carácter independiente, heroico y sacrificado del gaucho. El poema es, en parte, una protesta en contra de la política del presidente argentino Domingo Faustino Sarmiento de reclutar forzosamente a los gauchos para ir a la frontera contra el indio.

Aquí me pongo a cantar,

al compás de la vigüela
que al hombre que lo desvela
una pena estrordinaria,
como el ave solitaria


con el cantar se consuela.

José Hernández, primera estrofa del Martín Fierro.
Leopoldo Lugones, en su obra literaria El payador calificó a este poema como "el libro nacional de los argentinos" y reconoció al gaucho su calidad de genuino representante del país, emblema de la argentinidad. Para Ricardo Rojas representaba el clásico argentino por antonomasia. El gaucho dejaba de ser un hombre "fuera de la ley" para convertirse en héroe nacional. Leopoldo Marechal, en un ensayo titulado Simbolismos del "Martín Fierro" le buscó una clave alegórica. José María Rosa vio en el "Martín Fierro" una interpretación de la historia argentina.

Este libro ha aparecido literalmente en cientos de ediciones y fue traducido a más de 70 idiomas. Entre ellos al esperanto y la última fue al quichua, tras nueve años de trabajo, por Don Sixto Palavecino y Gabriel Conti.



ARGUMENTO


En El Gaucho Martín Fierro, un gaucho es reclutado para servir en un fortín, defendiendo la frontera argentina contra los indígenas. Su vida de pobreza, es algo muy frecuente en la literatura de la época romantizada; sus experiencias militares no lo son. Después, Fierro se convierte en un fugitivo perseguido por la policía. Estando en batalla contra ellos, consigue un compañero: el sargento Cruz, que inspirado por la valentía de Fierro se une a él en medio de una batalla Ambos se ponen en camino para vivir entre los indios, esperando encontrar allí una vida mejor. Así, concluyendo en que es mejor vivir con los salvajes, que en lo que la 'civilización' les preparaba, termina la primera parte publicada en 1872 con el título El gaucho Martín Fierro. Siete años más tarde, en 1879,José Hernández publicó "La vuelta de Martín Fierro".

El que maneja las bolas,

el que sabe echar un pial
o sentarse en un bagual
sin miedo de que lo baje,
entre los mesmos salvajes


no puede pasarlo mal.
En su continuación, "La vuelta de Martín Fierro", con el autor en una situación diferente, el perfil ideológico cambia y se aconseja al gaucho adaptarse a la civilización que antes se había despreciado.



EXISTENCIA HISTÓRICA DEL PERSONAJE LLAMADO MARTÍN FIERRO

Aún se especula si existió efectivamente un gaucho llamado Martín Fierro en el pago y hacia el tiempo en que Hernández sitúa su poema-novela. Algunos aducen que efectivamente, por la zona del Tuyú e incluso de la entonces llamada Lobería Grande (actual ciudad de Mar del Plata), lugar en donde los Hernández llegaron a poseer una estancia y donde el autor pasó gran parte de su niñez y juventud, vivió un gaucho "matrero" (rebelde) con ese nombre y ese apellido (bastante comunes).

La mayoría de los críticos literarios y gran parte de los historiadores, sin embargo, suponen al personaje del poema como un sujeto ideal y paradigmático de los gauchos hasta los años 1880, teniéndose en cuenta que el gaucho Don Segundo Sombra existió realmente más allá de su literaturización; en todo caso en la Costa Atlántica bonaerense, entre los cardales, dunas y, sobre todo, los densos bosquecillos de curru mamil que se encontraban en torno a la que luego sería Mar del Plata; está documentado, sobre todo tras la batalla de Caseros y en tiempos de la Guerra de la Triple Alianza, que se refugiaban muchos gauchos tenidos por "vagos" (sin papeleta de "conchabo") y "malentretenidos".

En el año 2007, en el marco de la Feria del Libro de Buenos Aires, el Museo del Dibujo y la Ilustración presentó su muestra "Martín Fierro: Contrapunto y algo más"; en la cual se podía apreciar la visión de los ilustradores sobre los hechos relatados por José Hernandez. Allí se expusieron originales realizados para las diferentes ediciones argentinas del Martín Fierro; se exhibieron obras de Adolfo Belloc, Carlos Alonso, Juan Carlos Castagnino, Aida Carballo, Norberto Onofrio, Eleodoro Marenco y Roberto Fontanarrosa entre otros veinte artistas.

PECULIARIDADES LINGÜÍSTICAS

Peculiaridades lingüísticas
De la lectura de los prólogos que acompañaron a la obra se extrae la clara conclusión de que el autor prentendió reflejar el lenguaje de los gauchos. Esto derivó en un intenso estudio de la lengua de la obra por parte de la crítica en busca de emparentarla con el habla gauchesa. Autores españoles como Unamuno o Azorín se esforzaron en encontrar relaciones entre el habla del poema y la de los campesinos de la península. Por su parte algunos autores argentinos como Leumann dirigieron sus estudios hacia lo original de esa modalidad lingüística llegando a calificarla como genuino idioma nacional argentino.[1] Especialmente polémica resulto la aportción de Américo Castro que defendía de modo radical la idea de que el habla gauchesca no era otra cosa que una prolongación de el habla medieval castellana.[2]

Más relevante resulta el interés del autor por tratar el habla rural de forma digna lo que le valió alguna crítca de su contemporáneos que le reprocharon el uso de un habla inculta. Si bien este uso de la lengua entronca con toda la literatura gauchesca anterior, es Heranández quién la elevó a lengua literaria plena. Parte de la crítica ha señalado una cierta inestabilidad en la transcripción fonética de las palabras y un escaso dominio de la ortografía académica.[3] Al margen de esta inestabilidad algunos de los rasgos característicos del poema son:

Cierre de e en i: lición por lección
Reducción vocálica: pacencia por paciencia
Reducción de los grupos consonánticos vitima por víctima
En la terminación -ado se pierde la d.
Ante el diptogo ue f pasa a j: juego por fuego
d pasa a l (alquirir en lugar de adquirir
Frecuente aspiración de h; juir por huir
g en el grupo h+ue: güella.
Igualmente está generalizado el uso del voseo y de indigenísmos como bagual o tape[4

"Luz sana de mi espíritu clavado"


Luz sana de mi espíritu clavado
es llama en mi verso encantado
de un cuerpo y una mente
sumamente expresados consiguientemente
en bailes en una barra fortalecí mis piernas
caí en una contienda de mares y Tierras
sin embargo superé las dificultades
sobre el individuo valientes magestades
que no se adaptó jamás a las civilizaciónes
como ocurrió en la Atlántida
mi escritura parece hundida
en tratados de conducta y entendimiento
que podrían eliminar los miedos y el consentimiento
de la evolución de la mente en la sociedad
se interpone entre lo nuestro la cantidad
de luz física feliz es resplandeciente
signo de amor que ilustra o guía amigamente
esclareciendo una vida plena sin pareja
para mi tamizada que acepto compleja
los años tratan de conseguir la paz amada
una fea zona de la sombra dibujada
de modelos grises y personas de amianto
capaces de ilustrar al más Santo
dando fe como una lámpara.. bramará
salida de los cuentos de abra cadabra
más alegres quedarán contentos
los hombres llenos de conocimientos
el hombre como un filtro depurará
un amor de cuerpo bello pedirá
en mi mente eterna luz feliz y prodigiosa
una llama roja de mujer trabajadora y bondadosa
la madre de las madres


Chema Jena's

"Vivir en Memoria de alguien huidizo"


Ante la llamada del viento "hurraco"
todo quedó en su sítio estanco y opaco,
la guerra más importante,
está por llegar "al Palacio"errante,
trato de decírtelo inauditamente,
y hoy durante tu ausencia conquistadamente
se me han amplificado mis deidades,
siento la soledad sin tí magestades.
Mis lecturas de mi adolescencia,
hacen de mi una desesperada soledad y paciencia,
el refugio de escribir y leer a veces traiciona,
hasta que quedo dormido como una mona.
Como el "libro de los muertos"
trato de buscar en el ideas espartanas momentos,
en un virtual funeral femenino
de mis preocupaciones artísticas anodinas,
aunadas por la ausencia,
del ser humano al caos por la potencia,
como forma y fórmula para evitar la muerte
que tanto te quiero por suerte.
"Amada compañera"
No se;ante la mirada artística perecedera
si me equivoco es imaginativa,
mi mente se aturulla en la luz y oscuridad alternativa.
Me imagino mi barrio por la mañana
con un pabellón de Uji mirando por una ventana.
La luz me evoca la inmortalidad
Ave Fénix con las alas de ejemplaridad,
sin embargo mi casa ante la espera,
no es más que mi cuerpo en la ropera,
desnudo en eterna beatitud ante la noche,
el miedo al terror del reproche,
al que hay que enfrentarse,
rechazando este instante y santiguarse,
y a mi no me gusta vivirlo,
ya siento el espacio al conseguirlo,
se me invita a cambiar el significado,
todo volvió a su sitio y es complicado,
conociéndome un poco premedito,
viviendo en memoria por vos inaudito
que es mi mejor y humilde prerrogativa,
sos al fin lo que tengo en una comparativa.


Chema Jena's

"El inicio a la muerte"


Es terrible,

deleitables comisuras destruibles,

de tus labios dormidos

por la muerte comisados

y ya nunca besados,

es un aspecto de Tierra realmente

cuando pienso en el miedo finalmente

no pasa nada pero la muerte

se pone tensa y pasa inerte

me pone tenso,la espero,

y estoy contento lo primero,

de haber vivido y seguir viviendo,

de seguir vivo lo haré para siempre...

tremendo miedo de la muerte,

a la venida del final consiguiente

intentaré así quedarme

pues es como un gendarme

pues sé que existe

un día llegará dormido dijiste

nunca del sueño despertaré,

lo haré en otro mundo,contactaré...

y de esta manera me dejen soñar.



Chema Jena's/a 2 de Septiembre de 2010/inicio a la muerte.
"Auténtica Sinceridad" 2"

El dolor sugiere tranquilidad,

el trabajo me sucumbe el brazo,

con el que me apoyo al escribir,

los dedos tocan mi frente sesgada,

con los años perecederos marcaron

rotos en un alma blanca y buena,

en la ternura de tus labios frescos

y tus piernas aún de niña acarícian,

tocan mi piel del ensueño enloquecido,

del amor que nunca llegará,jamás...

La verdad nos llega una vez más y

la sinceridad nos llena felizmente

cuando la acompañamos de amores,

de vivencias que fueron sinceridad...


...Ahora ando y luego pienso de paso,

que es bueno recordar nuestro pasado,

nos llenamos de esos momentos,

en los que esa vivencia está intacta,y...

aflora de nuevo con la misma intensidad,

proporcionándonos el vivir con salud,

o la forma que nosotros deseamos,

en virtud de una vida mejor...

en las mil formas posibles....

Que yo miro a mi madre feliz,

y me conformo de sinceridades....

Invito a recordar que lo bello,

siempre es para la eternidad y la mediocridad,

un paréntesis de escenas cortadas,

que a Dios gracias viven de ellas,

hasta que nos sinceramos,

y empezamos de nuevo,

con la fuerza de un recuerdo sincero.



 

 

 

 

 

 

 

Los Barrenderos de Nueva York. Dos barrenderos municipales del distrito de Nueva York de Brooklyn, atropellaron, el mismo día y a la misma hora, a dos personas en dos calles paralelas, una de las cuales murió y la otra resultó gravemente herida. Lo curioso del asunto es que los dos accidentados se llamaban Stein, y no se conocían en absoluto. 20 de Abril; Una fecha enigmática. El 20 de abril de 1958, la señora Kenneth Perkins de Los Ángles, traía al mundo una hermosa niña, a la que pusieron por nombre, Nancy. Sus anteriores hijos, Gary, de 8 años de edad y David, de 5, habían nacido también un 20 de abril. El médico ginecólogo, el doctor A. Warren Olson, había nacido un 20 de abril, al igual que su enfermera-jefe, Winifred Nagamine. La profesía de Mark Twain. Samuel Langhorne Clemens, un exéntrico periodista conocido popularmente como Mark Twain, había profetizado su propia muerte al expresar en numerosas oportunidades una frase a la que nadie le daba mayor importancia: “Yo nací con el cometa y me iré con él”. No fue hasta muchos años después cuando algunos biógrafos descubrieron la increíble coincidencia. Twain había fallecido por muerte natural al terminar el 21 de abril de 1910, en el preciso instante en que era perfectamente visible el paso del célebre cometa Halley. Las coincidencias tambien le suceden a los Ricos y Famosos. El actor Anthony Hopkins estuvo buscando a lo largo de su vida una novela de George Feifer sin encontrarla hasta que, de repente, vio un ejemplar abandonado en el metro. Durante el rodaje de una película basada en esa novela, aquella resultó ser la única copia -repleta de anotaciones- que le quedaba al autor; un amigo a quien se la prestó la había perdido en el metro. Adivinos o Sucesos fortuitos? - El Titanic. Morgan Robertson escribió en 1898 una novela en la que describía el primer viaje de un gran transatlántico llamado Titán y que se consideraba “insumergible”. Aquel barco se hundió una noche de abril después de chocar con un iceberg en el Atlántico. Catorce años después, el Titanic naufragó en idénticas circunstancias a las escritas por Robertson, cuyo ficticio buque poseía numerosas características parecidas a las del Titanic. Wagner y el número 13. El compositor Richard Wagner nació en 1813. Su nombre tiene 13 letras. Escribió 13 óperas. Los números de su año de nacimiento suman 13. Encontró su vocación musical un 13 de octubre. Sufrió 13 años de destierro. Terminó Tannhauser un 13 de abril y dejó de ser tocada el 13 de marzo de 1845, tras su fracaso en París, fue repuesta el 13 de mayo de 1895. El teatro de Riga (allí se presentó como director de orquesta) se inauguró un 13 de septiembre. La casa donde se llevaban a cabo sus festivales en Bayreuth fue abierta un 13 de agosto y el último día que pasó en ella fue un 13 de septiembre. Wagner murió el 13 de febrero de 1883, decimotercer año de la unificación de Alemania. El misterio de las fotos de Frankfurt. En 1914, una mujer alemana realizó seis fotos a su hijo y le encargó a una amiga de Estrasburgo que le revelase el rollo. Por culpa de la guerra mundial no volvió a verla y no logró localizar las fotografías. En 1916 adquirió una película cerca de Frankfurt y fotografió con ésta a su hija recién nacida. Tras revelarla, comprobó con gran sorpresa que en ella se apreciaba una doble exposición, la que acababa de comprar era curiosamente la película perdido en Estrasburgo.

 

 "FANTASÍA E ILUSIONES"

 

FANTASÍA E ILUSIONES
(Poema de primavera)


Junto a la ventana que hoy se abre,
recuerdo de la noche de ensueño,
de color,único,sonido y placer,
surge la mañana burda,cóncava,
llena de pequeños ruidos descontrolados,
y devoción a los buenos días...
feliz aire libre,agua,tíbia de mi garganta,
deseos de tomar el sol,
frente al nuevo amanecer espero y...
promulgo el gusto y la comida,sabores...
que llenan mis nuevas abstracciones,
desde el interior oscuro de mi habitación:
el descanso mejorado y aliviado,
de un trabajo que nunca existió,
frente al trabajador denostado,
en estos tiempos de crísis....
...Sé lo que hay,
en el indeciso momento,
busco la paz en mi interior,"desde mi celda",
cómo decía Becquer cuando escribía,
a nuestra amada tierra...
...Demos tiempo al tiempo de nuestras vidas,
crearemos nuevos guiones,otros musicales,
y si algún día salgo de esta prisión,
ya en la noche............
volaré rápido con cariño y educación,
a la vida en armonía,que eclosione,
en el interior de mi corazón,
y vuelva la antítesis hacia cualquiera,
está permitido descifrar comúnmente,
yo lo hago desde mi interior,
en mi alma siempre como un pequeño,
que busca a su madre y reciprocamente,
y eso lo sabe.

 

 Sueños MUJERES,NIÑOS Y HOMBRES

 





Recuerdo una noche en la calle,
sobre la acera temblé,
con mucho frío desperté,
no logré comprender....
me despejé y me percaté que...
todo estaba en su sitio...
...pensé que todo estaba bien,ya,
y me fuí a comer....
..vislumbré una paloma al vuelo inesperadamente.
..."Me preocupa el proceso de espera
a la creación y...
predispongo el tema"......
y vuelvo al pasado otra vez...
...Pasé la noche a la intemperie,
me acordé de los dictadores y...
...de las guerras mundiales,
de alguna casa que quedó en pie,
pero la gente muchas veces no interesa,
poco a poco ví como concurrían,
pero mi cuerpo temblaba como un animal herido...
el café derramé y hay terminó todo....
...Me acuerdo de una preciosa niña que me escribió
un día,
dándome las gracias por algo,vida mía...
tenía doce años y sabe que lo importante es conocer,
y no quedarse al raso...
intento hacer todo bien,por deseo y obediencia,
perfectamente disfruto con la perfección,
que de por sí es una historia digna,
demasiados relatos para no estar en babia,
distraido y ajeno a lo que se trata...,
me encuentro bien en la auténtica ya!
reconocida realidad...
vagué mucho de joven,
y tuve muchos baches,
mucha suerte he tenido y tengo,
y sin embargo todavía me siento y...
me acuerdo de mi pasado,lo veo,me quedo en él,
y lo hecho todo fuera!
de esta forma me percato de la realidad,
y vivo el presente,participo,
me olvido de que "en el frío de la noche"
de esa noche,de esa manera,
el niño no tiembla
probablemente estará mejor en su cama suave,
apreciablemente bella.




"Muchos besos para ellos".
Besos para todos los niños,
gracias a ellos,
puedo seguir esta vez más firme y seguro...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

"Golpe en la naturaleza"

En este estado amamantado,bifurcativo no amiguista,

de tiempos inmemoriables controvertidos y yustapuestos,

reconozco la ternura inhabilitada en mi buen estado,

de noches e incomprensiones duraderas ya confesables,

sufren los aspectos cuantitativos de hechos más deplorables,

de las imaginaciones sin más temblores físicos ni mentales,

y en ocasiones despotrico pero ya no se sabe sobre quién o cuándo,

de las formas consensuadas,consabidas,de antemano...

día y noche en los balcones, solitarios, de ricos,niños

tan pequeños e importantes son al pasar por las calles...

...saltando mis piernas para colgarme de sus herméticos hierros,

a ver si cede sobre las cabezas de algún compañero...

un palco estropeado,deshabituado que dejaron maltrecho...

...huellas dejé en mis libros deteriorados y prestados,

desaparecieron como mis suelas no comprobables,

no concernientes para nadie que no me busque innecesario

para satisfacción propia o sucesos peligrosos,

tales experiencias me fueron liberadas,

y al fin encontré la paz tan querida.

 

 

"La bofetada a Charlotte Corday"

 

"La dama de las Camelias" de
Alexandre Dumas


La bofetada a Charlotte Corday

[Cuento : Texto completo]

Alexandre Dumas,padre


-Soy -dijo- hijo del famoso Comus, físico del rey y de la reina; mi padre, al que su apodo burlesco hizo que lo incluyeran entre los prestidigitadores y charlatanes, era un sabio distinguido de la escuela de Volta, de Galvani y de Mesmer. Fue el primero que, en Francia, se ocupó de fantasmagoría y de electricidad, pronunciando conferencias de matemáticas y de física en la corte.

"La pobre María Antonieta, que yo vi veinte veces, y que más de una vez me tomó de las manos y me besó cuando estaba recién llegada a Francia, es decir, cuando yo era un niño, María Antonieta era gran admiradora suya. A su paso por París, en 1777, el emperador Joseph II declaró que no había visto nada más curioso que Comus.

"En medio de todo eso, mi padre se ocupaba de la educación de mi hermano y de la mía, iniciándonos en todo cuanto sabía de ciencias ocultas y en un montón de conocimientos galvánicos, físicos, magnéticos, que hoy son ya de dominio público, pero que en aquellos momentos eran secretos, privilegio sólo de unos pocos; el título de físico del rey, hizo que mi padre fuera encarcelado en 1793; pero, gracias a algunas amistades que yo tenía en la Montaña, conseguí que lo liberaran. Mi padre se retiró a esta misma casa en la que vivo ahora, y falleció en 1807, a la edad de setenta y seis años.

"Volvamos a mí. Acabo de mencionar mi amistad con miembros de la Montaña. Estaba relacionado efectivamente con Danton y con Camille Desmoulins. A Marat lo había conocido más como médico que como amigo. Pero, en fín, lo había conocido. Como consecuencia de la relación que tuve con él, por corta que fuera, el día en que condujeron a la señorita de Corday al cadalso, decidí asistir a su ejecución."

-Yo iba exactamente -interrumpí- a ayudarle en su discusión con el doctor Robert acerca de la persistencia de la vida, contando un hecho que la historia ha consignado relativo a Charlotte de Corday.

-Ahora llego a eso -interrumpió el señor Ledru- deje que lo cuente yo. Yo fui testigo, por lo tanto pueden creer totalmente lo que voy a contar.

"Desde las dos del mediodía había ocupado un sitio cerca de la estatua de la Libertad. Era un día caluroso de julio; el tiempo estaba pesado, el cielo nublado y amenazaba tormenta. A las cuatro la tormenta se desencadenó; según dicen, fue en el instante preciso en el que Charlotte subió a la carreta. Habían ido a buscarla a la cárcel en el momento en que un joven pintor estaba haciendo su retrato. La muerte celosa parecía desear que nada sobreviviera a la joven, ni siquiera su imagen. La cabeza estaba esbozada ya sobre el lienzo y, ¡cosa extraña!, cuando el verdugo entró, el pintor estaba pintando justamente la parte del cuello que la cuchilla de la guillotina iba a cortar.

"Los relámpagos brillaban, la lluvia caía, los truenos sonaban; pero nada había podido dispersar al populacho curioso; los muelles, los puentes, las plazas estaban atiborrados; los ruidos de la tierra cubrían casi los ruidos del cielo. Las mujeres, conocidas con el nombre enérgico de «golosas de guillotina», la perseguían lanzándole maldiciones. Oí esos rugidos aproximarse a mí como se oye el rumor de una catarata. Mucho tiempo antes de que pudiera verse nada, el gentío se agitó; finalmente, y como un navío fatal, apareció la carreta abriéndose paso entre la muchedumbre, y pude ver a la condenada, que yo no conocía, que no había visto nunca.

"Era una bella joven de veintisiete años, con unos ojos magníficos, una nariz de forma perfecta y unos labios de suprema regularidad. Se mantenía de pie, con la cabeza erguida, no tanto para parecer dominar al gentío, sino porque al llevar las manos atadas a la espalda se veía obligada a mantener en alto la cabeza. Había dejado de llover; pero como había soportado la lluvia durante las tres cuartas partes del trayecto, el agua que había caído sobre ella dibujaba sobre la lana húmeda los contornos de un cuerpo encantador; se habría dicho que salía del baño. La camisa roja que el verdugo le había puesto, le daba un aspecto extraño, un esplendor siniestro, a aquella cabeza altiva y enérgica. En el momento en que llegaba a la plaza, dejó de llover, y un rayo de sol, deslizándose entre dos nubes, vino a juguetear con sus cabellos que hizo brillar como una aureola. Realmente, les juro que aunque hubiera detrás de aquella joven un asesinato, acción terrible incluso cuando venga a la humanidad, aunque yo detestase aquel crimen, no habría sabido decir si lo que estaba contemplando era una apoteosis o un suplicio. Cuando vio el cadalso, palideció; la palidez fue más visible sobre todo a causa del contraste con la camisa roja, que le llegaba hasta el cuello; pero casi al instante hizo un esfuerzo, y terminó por girarse hacia el cadalso que miró sonriendo.

"La carreta se detuvo; Charlotte saltó al suelo sin querer permitir que le ayudaran a bajar, luego subió los escalones del cadalso, resbaladizos a causa de la lluvia que acababa de caer, tan rápido como le permitieron la longitud de la camisa que le arrastraba, y la molestia de las manos atadas. Al sentir la mano del ejecutor posarse en un hombro para arrancarle el pañuelo que le cubría el cuello, palideció por segunda vez pero, al instante, una última sonrisa vino a desmentir aquella palidez, y ella misma, sin que nadie la atara a la infame guillotina, con un impulso sublime y casi gozoso, introdujo la cabeza por la horrenda abertura. La cuchilla bajó, la cabeza separada del tronco cayó sobre la plataforma y rebotó. Fue entonces, escuche bien esto, doctor, escuche bien esto, poeta, fue entonces cuando uno de los ayudantes del verdugo llamado Legros, agarró la cabeza por los cabellos y como vil adulación al populacho, le dio una bofetada. ¡Pues bien! les juro que al recibir la bofetada la cabeza enrojeció; yo lo vi, la cabeza, no la mejilla ¿me oyen bien? no sólo la mejilla que había sido tocada, sino las dos mejillas y con un rubor similar, pues el sentimiento vivía aún en aquella cabeza, y se sentía indignada por haber sufrido un oprobio que no figuraba en la sentencia. El pueblo también se percató del rubor y se puso de parte de la muerta y en contra del vivo, a favor de la ajusticiada y contra el ayudante del verdugo. Y, allí mismo, exigió venganza de esta indignidad, y allí mismo el miserable fue entregado a los gendarmes y conducido a la cárcel."

-Espere- dijo el señor Ledru, al ver que el doctor quería hablar-, espere, eso no fue todo. Yo quería saber qué sentimiento había impulsado a aquel hombre al acto infame que había cometido. Me informé acerca del lugar en el que se encontraba; pedí permiso para visitarlo en la Abbaye, donde había sido encerrado, lo obtuve y fui a verlo.

"Una sentencia del tribunal revolucionario acababa de condenarlo a tres meses de prisión. No comprendía que lo hubieran condenado por una cosa tan natural como lo que había hecho. Yo le pregunté qué había podido impulsarlo a cometer aquella acción."

-¡Caramba! -dijo- ¡Qué pregunta! Yo soy partidario de Marat; acababa de castigarla por cuenta de la ley, y quise castigarla también por cuenta propia.

-Pero -le dije- ¿usted no comprende que es casi delito violar el respeto que se le debe a los muertos?

-¡Venga, pues! -me dijo Legros mirándome fijamente- ¿usted cree que están muertos porque se les ha guillotinado?

-Por supuesto.

-¡Ah, pues! se nota que usted no ve la cesta cuando están todos juntos; que no los ve mover los ojos, chirriar los dientes durante cinco minutos después de la ejecución. Nos vemos obligados a cambiar de cesta cada tres meses, hasta tal punto destrozan el fondo con los dientes. Es un montón de cabezas de aristócratas, ¿sabe? que no quieren decidirse a morir, y no me extrañaría nada que un día alguna de esas cabezas se pusiera a gritar: «¡Viva el rey!».

Ya sabía todo lo que quería saber; salí obsesionado por una idea: la de que esas cabezas estaban aún vivas, y decidí confirmarla.
FIN

Les Mille et un fantômes (1849)

 

Orígenes y Educación de Franz Kafka - "El proceso"

Praga antes y después

Vida y obra de Franz Kafka


Franz Kafka (Praga, 3 de julio de 1883 – Kierling, cerca de Klosterneuburg, Austria, 3 de junio de 1924) fue un escritor bohemio de idioma alemán. Su obra es considerada una de las más influyentes de la literatura universal en el último siglo,[1] a pesar de no ser muy extensa: fue autor de tres novelas (El proceso, El castillo y América), una novela corta (La metamorfosis) y un cierto número de parábolas y relatos breves. Además, dejó una abundante correspondencia y escritos autobiográficos, la mayor parte publicados póstumamente.

Kafka nace el 3 de julio de 1883 en un viejo edificio situado a dos pasos de la iglesia de San Nicolás, entonces dedicada al culto ortodoxo ruso y hoy al husita.[2] Es hijo de Hermann Kafka (1852-1931) y Julie Löwy (1855-1934).


Kafka

Su padre, Hermann, era originario de Osek, aldea de población mayoritariamente judía checo-parlante, cerca de Písek, en la región de Bohemia del Sur. Tras trabajar como representante de comercio, se estableció por su cuenta en Praga en 1881, regentando un negocio textil en la Zeltnergasse (Celetná ulice) 12, que contaba con 15 empleados cuando el pequeño Franz nació. Utilizaba un grajo (kavka, en checo) como emblema comercial.[3]

La madre de Franz, Julie, de familia germano-parlante, era hija de Jakob Löwy, un próspero fabricante de cerveza de Poděbrady, ciudad-balneario en Bohemia Central y su educación era mucho más refinada que la de su esposo.[3]

El pequeño Franz recibe su nombre de pila en honor al emperador Francisco José I. Era el mayor de seis hermanos. Dos de ellos, Georg y Heinrich, fallecieron a los quince y seis meses de edad, respectivamente, antes de que Franz cumpliera los siete años. Tuvo tres hermanas llamadas Gabriele ("Elli") (1889–1941), Valerie ("Valli") (1890–1942), y Ottilie ("Ottla") (1891–1943). Tras la ocupación nazi de Checoslovaquia, las tres hermanas fueron enviadas al ghetto de Łódź. De allí, Ottilie fue enviada al campo de concentración de Theresienstadt, y de allí, el 7 de octubre de 1943, al campo de exterminio de Auschwitz, donde aquel día 1.318 personas fueron asesinadas en las cámaras de gas a su llegada, incluyendo a Ottilie. Las otras dos hermanas también perecieron en la Shoah.[4]

Como muchos praguenses en aquella época, Franz Kafka hablaba checo y alemán, en su caso desde la primera infancia, por ser las dos lenguas maternas de su padre y madre, respectivamente. Posteriormente adquirió conocimientos de francés y cultura francesa. Entre sus autores favoritos estaban Flaubert, Dickens, Cervantes y Goethe.

Cursó sus estudios primarios entre 1889 y 1893, en la Deutsche Knabenschule, ubicada en Masný trh / Fleischmarkt, actualmente Masá unica. Sus padres tenían poco apego a las tradiciones judías, y aparte de la celebración del Bar Mitzvah, al cumplir Franz los 13 años, Franz apenas acudía a regañadientes cuatro veces al año a la sinagoga, acompañando de su padre.

La educación secundaria la cursó en el riguroso Altstädter Deutsches Gymnasium, situado en el interior del Palacio Kinsky, en la Staroměstské náměstí ("Plaza de la Ciudad Vieja"). Aprobó su "examen de madurez" (Bachillerato) en 1901. A continuación estudió Derecho en la Universidad Carolina de Praga, tras haber cursado dos años de Química. Obtuvo el doctorado en leyes el 18 de junio de 1906. En la universidad acudió también a clases de estudios germánicos e Historia del Arte.

Como estudiante tuvo un papel activo en la organización de actividades literarias y sociales, como miembro del club Lese- und Redehalle der Deutschen Studenten. Promocionó representaciones para el teatro judeoalemán. En sus relaciones sociales, Franz albergaba temor de ser percibido de manera repulsiva tanto física como mentalmente. Muy al contrario, impresionaba a los demás con su aspecto infantil, pulcro y austero, su conducta tranquila y fría, y su gran inteligencia, además de su particular sentido del humor.



La novela simbólica

El proceso,de Kafka,cuando la literatura fue al psicoanalista


Presenta una pluralidad de significados

Algunos escritores resultan una verdadera mina de oro para la Psiquiatría. El contenido de su obra es de tal complejidad y variedad de sentidos que de ella puede extraerse un enorme número de interpretaciones distintas y, a veces, incluso contradictorias. Suelen ser autores de lectura no fácil y que logran inquietarnos.



Los primeros años del siglo XX fueron una etapa importante en este sentido. En ellos, nos encontramos con los relatos de Henry James, el Ulises de Joyce o el Surrealismo de André Breton, por poner solamente algunos ejemplos. Pero quizá el autor que más cantidad de páginas ha aportado al psicoanálisis sea Kafka.

Franz Kafka (Praga, 1883-1924) es, en efecto, creador de una narrativa parabólica, cargada de simbolismo, que ha ejercido una enorme influencia en la literatura posterior. Su gris vida de empleado administrativo contrasta con la riqueza de significados de su obra.

De hecho, es como si la hubiera escrito para analizarse a sí mismo en la intimidad, ya que gran parte de ella no hubiera sido nunca publicada de no ser por su amigo Max Brod, quién contradijo la orden de destruirla a su muerte que le había dado.

Franz Kafka


La narrativa de Kafka se caracteriza fundamentalmente por mostrarnos un mundo absurdo, dominado por una serie de poderes abstractos que el hombre nunca llega a conocer realmente pero que aniquilan su personalidad. La Justicia, los gobiernos, el dinero o el contraste entre apariencia y realidad son puestos así en tela de juicio por el novelista checo. Pero no tanto por el poder que ostentan como por el absurdo del mismo.

Hasta tal punto esto es así que hoy día utilizamos el adejtivo ‘kafkiano’ para referirnos a una situación que no tiene sentido ni explicación, que nos resulta absolutamente absurda o contraria a la lógica.

Calle de Praga


Buena muestra de todo ello es una de sus grandes novelas, El proceso, publicada póstumamente en 1925. Su protagonista, Joseph K, despierta un día custodiado por dos guardianes. Ha sido detenido por un delito que desconoce. Llevado ante el juez, éste le comunica que va a ser procesado. Un tío suyo le proporciona un abogado cuyo único interés es cobrar su minuta. Así, se va desarrollando todo el proceso sin que el protagonista sepa nunca de qué se le acusa.

Se trata, como decíamos, de una obra rica en significados. La opresión del hombre ante la sociedad y sus normas, el absurdo de la existencia humana o la falta de solidaridad pueden ser algunas de ellas. Pero, a nuestro juicio, la interpretación más evidente del relato es que se trata de una demoledora sátira de la justicia humana, un ente abstracto que funciona regido por el absurdo y la impersonalidad.

 

 

Lírica francesa contemporanea

 

Paul Valéry

Reseña biográfica

Poeta, ensayista y filósofo francés nacido en Séte en 1871.
Al terminar la escuela básica ingresó a la Facultad de Leyes de la Universidad de Montpellier, estudios que interrumpió poco tiempo después para viajar a Paris donde inició la carrera literaria. Interesado en el movimiento simbolista, fue miembro regular de las tertulias de Stéphane Mallarmé, alternando su vocación poética con un trabajo como redactor en el Ministerio de Guerra. Publicó en 1917 su primer libro de poemas bajo el título de "La Joven Parca", seguido de "Cementerio Marino" en 1920 y "Album de versos antiguos" en 1921.
En 1925 fue elegido miembro de la Academia Francesa, y a pesar de su aclamación por parte de la crítica, decidió dejar la poesía para dedicarse por completo al ensayo, las matemáticas y la pintura, condensados en una publicación de veinte volúmenes en 1945.
Falleció en Paris en 1945. ©

 

 

 

Poemas de Paul Valéry:

 

El bosque amigo

El cementerio marino

Encantamiento

Esbozo de una serpiente

Helena

La dormeuse

Los pasos

Los pasos ( otra versión)

Poesía

Una tarde adornada de palomas sublimes...

................................H E L E N A....................................................


Helena

 


¡Azul! Soy yo. Regreso de lúgubres canteras

a ver el mar lanzando sus escalas sonoras,

y al filo de los remos de oro, en las auroras,

zarpando de su rada nocturna las galeras.

 

Mis manos solitarias invocan los monarcas

-yo hundía entre su barba de sal mis dedos puros-.

Llorando he visto, al eco de sus himnos oscuros,

huir los golfos ante la popa de sus barcas.

 

Oigo las caracolas hondas, los helicones

marciales en las rítmicas alas de los timones;

claros cantos remeros encadenan rugidos.

 

Y en las heroicas proas, los dioses exaltados,

con sus plácidos rostros de la espuma azotados,

me tienden indulgentes sus brazos esculpidos.

................................FIN...
 
Helena, de Paul Valéry, una visión simbólica del mar


Un poeta apasionado por la Matemática
 
El Simbolismo fue una importantísima corriente poética surgida en Francia a fines del siglo XIX, cuya influencia resulta esencial para comprender la lírica posterior –el Modernismo hispánico promovido por la genial obra de Rubén Darío, por ejemplo, le debe mucho- y que, a su vez, toma como modelo a Charles Baudelaire.

 

 

 

Retrato de Paul Valéry

Sus dos rasgos esenciales son, de una parte, la musicalidad del lenguaje y, de otra, la exploración del valor connotativo de las palabras y muy especialmente su carácter simbólico. Para estos poetas, el mundo real no lo es tanto, sino solamente reflejo –o símbolo- de realidades ocultas y la función del escritor es descubrirlas.

 

La poesía resultante, cuya máxima expresión se halla en las composiciones de Mallarme y Verlaine, será así de una cierta complejidad intelectual, pese a la aparente sencillez de su lenguaje, debido a su poder sugerente de realidades ocultas.

 

Fueron muchos los discípulos de estos grandes maestros. De hecho, casi todos los poetas franceses contemporáneos a ellos se inician en esta escuela lírica. Uno de los más importantes fue Paul Valéry (Sète, 1871-1945), aunque, como todo gran escritor que se precie, pronto encontró una voz propia.

 

 

En efecto, aunque nunca abandono su preocupación por la musicalidad del verso, la creación de Valéry se adentra en honduras intelectuales que se encuentran, las más de las veces, bajo una aparente simplicidad formal. Su afición a la Matemática y la Filosofía pueden explicar este carácter de su lírica.

 

No obstante, a nuestro juicio, no nos hallamos ante una obra hermética o incomprensible. Sus poemas presentan, más bien, lo que podríamos calificar de un doble sentido: por una parte, el visible en la simple lectura y, por otra –aquí se halla su mayor dificultad-, el sugerente, que parece adentrarnos en conceptos ocultos, en una pluralidad de significados, a la que no encontramos límite.

 

 

Una vista de Sète, donde nació Valéry

De este modo, se trata de una lírica que posee un significado evidente y común para todos y otro que cada cual debe interpretar según su entender, lo cual le confiere una riqueza enorme, ya que toda opinión es válida.

 

Buen ejemplo de todo ello es su poema Helena, un canto al mar con indudables tintes mitológicos y que muestra, asimismo, una riqueza léxica y de imágenes excelente –es muy original la metáfora que utiliza para referirse a la espuma de las aguas: ‘barba de sal’-. El poeta procede de lugares oscuros y disfruta contemplando la luz del mar. Pero si hay algo que destaca en la composición es la musicalidad que anteriormente mencionábamos que le otorga un ritmo casi perfecto que parece evocarnos el vaivén de la marea.

 

 

VICTOR HUGO,BATALLA POR EL ROMANTICISMO

Cuando una corriente literaria entra en decadencia y aparece otra, suele suceder que se produzca un choque entre los partidarios de la primera y los de la segunda. Generalmente, estos enfrentamientos no pasan de la mera disputa teórica. Pero en el caso de un movimiento tan belicoso como el Romanticismo esa transición no podía, por fuerza, ser pacífica.

Foto de Víctor Hugo

Víctor Hugo

El choque se escenificó –nunca mejor dicho, ya que donde la polémica alcanzó mayor virulencia fue en el teatro- de forma más evidente en Francia que en ningún otro sitio. Durante unos años, cada estreno dramático constituía una verdadera batalla campal entre partidarios y detractores de la nueva escuela.

El estreno de Anthony, de Alejandro Dumas, el genial creador de Los tres mosqueteros y otras narraciones memorables, supuso que una pléyade de jóvenes se peinase y vistiese como el protagonista, al igual que sucede hoy con los actores y cantantes.

Pero el verdadero escándalo llegó con la puesta en escena de Hernani, del no menos genial Víctor Hugo, autor de Los miserables y Notre Dame de París. Por una parte, los clasicistas se organizaron para presentarse en el teatro y abuchear la obra y, por otra, un verdadero ejército de levantiscos románticos organizados por el propio autor los esperaba en la platea. La batalla era inevitable.
 

Sin embargo, Víctor Hugo (Besançon, 1802-1885) distaba mucho de ser un rebelde. Dotado de una prodigiosa fuerza para la literatura, este monstruo de las letras era más bien un burgués. Con tan sólo catorce años ya había mostrado su vocación, al pronunciar su famosa frase “seré Chateaubriand o nada”, y, a lo largo de su vida, cultivó con profusión todos los géneros.

El drama Hernani posee todos los ingredientes del teatro romántico: ambientación en la España medieval, un héroe oscuro y trágico –el bandido es uno de los personajes preferidos por esta escuela, en tanto ser marginal-, asesinatos y lucha contra el poder, y un final melodramático.

Foto de la casa de Hugo

Casa en que vivió Víctor Hugo durante su exilio en Guernesey (Inglaterra)

Cuenta la disputa entre el protagonista, el bandolero Hernani, y don Carlos por la mano de doña Sol. Tras hacerse pasar por noble, el primero logra casarse con su amada pero, ante la persecución que sufren por parte de sus enemigos, deciden quitarse la vida envenenándose.

Como quiera que fuese, la obra supuso un gran éxito –uno de los primeros del teatro romántico- y, con él, la consolidación de la nueva escuela literaria. Más tarde, el gran compositor Giuseppe Verdi la utilizaría como libreto para una de sus óperas.

 

Acerca de "Hernani"

Esta obra de Victor Hugo acerca de un héroe perseguido, su amada y el destino fatal al que están condenados, no es un drama romántico más: señaló la lucha entre lo Romántico y lo Clásico. El día del estreno, los defensores de la primer postura encabezados por Teófilo Gautier se congregaron en el teatro para apoyar y defender al autor. Sucedía que los Clasicistas habían contratado público para abuchearlo. Uno de los seguidores del romanticismo perdió la vida en un duelo mientras defendía su postura.
Si no reconocemos en la obra el elemento revolucionario que provocaba tanta violencia es porque el Romanticismo ganó y se volvió moda y rocedimiento.

Tiñó el mundo que lo rodeaba que se dejó romantizar en espera de nuevas revoluciones artísticas.

 

Acerca de Víctor Hugo

Nació el 26 de febrero de 1802, en Besançon, murió el 22 de mayo de 1885 en París

Escritor francés, impulsor del romanticismo en su país, así como uno de sus autores más importantes.

De niño fue precoz, a la edad de quince años, la Académie française le premió un poema y, cinco años más tarde, publicó Odas y poesías diversas. Continuaría escribiendo, y a pesar de que su segunda obra teatral Marion de Lorme fuera censurada por ser "demasiado liberal", Hugo tuvo tal éxito en el género que incluso sus obras fueron adaptadas por Giuseppe Verdi para crear las óperas Rigoletto y Hernani.

Fue Nuestra Señora de París (1831) la obra que lo llevó a la fama y le condujo al nombramiento de miembro de la Académie française en 1841.

Luego del fracaso de Les Burgraves se alejó se la escritura por un tiempo. Fue nombrado par de Francia, pero al sumir Napoleón, debió emigrar a Bélgica debido a sus inclinaciones republicanas. Sin ebargo, después de la caída del Segundo Imperio en 1870, volvería a la política francesa, formando parte de la Asamblea Nacional y luego del Senado.

Fue enterrado en el Pantheón donde se encuentran algunos de los más célebres ciudadanos franceses.

Bibliografía: Odas y poesías diversas (1822), Han d'Islande (1823), Bug-Jargal (1824), Odas y baladas (1826). Cromwell (1827), Marion de Lorme (1829), Hernani, Nuestra Señora de París (1831), Claude Gueux (1834), Orientales (1829), Hojas de otoño (1831), Los cantos del crepúsculo (1835), Voces interiores (1837), El rey se divierte (1832), Rigoletto (1851), Lucrecia Borgia (1833) y Ruy Blas (1838), Les Burgraves (1843), Napoleón el pequeño (1852), Los castigos (1853), Las contemplaciones (1856), La leyenda de los siglos (1859-1883), Los miserables (1862), El noventa y tres (1874), El arte de ser abuelo (1877).

 

 

 

 

 

Existencia-Unidad-Atributo

 

Evidente es la existencia de Dios, y..
ante la semajanza qué se puede decir...
en este Planeta Tierra delineado perfecto
que dicen que el tiempo y el universo
acabarán con la Galaxía de la vida,
por culpa de un "Agujero Negro" exterminador...
dirigido por algo desconocido,
de energias y fuegos inconmensurables...
...así lo profesan los científicos
que argumentan no se puede negar
...y...demostrar lo contrario,
es renegar de nosotros,el mundo...
de nerviosas sesiones científicas,
sin pasar la linea culta y religiosa,
nos damos de cara con los eruditos,
que cada vez son más claros,sencillos y famosos...
...diciendo....
Dios lo es todo,lo amo,me ayuda...
...los que no lo ven,oyen,ni creen
también forman parte del mismo,
los que no tienen en cuenta se existencia,
se anulan,
no lo pueden ver,
por falta de perspicacia o mágia
es difícil y doloroso verle a él directamente
por fuerza,capacidad,intensidad,
por su automanifestación,
los atributos que nos da su Fé Cristiana,
la unidad que abarca,
cualquier existencia programada
a lo que nos vemos obligados
a transmitir amor entre los humanos,
y ayudar a  un todo,
para una real presencia algún día
en el juicio final...el resto,
los que no se lo plantean, o mueren antes,
con las mismas garantias de salvación que todos,
de eternidad que el resto de las personas,
las más sabias un día acertaran
si acercarán a un todo...
...qué mundo sino el cielo o el paraiso
nos estará esperando en un confín,
ya sin tanta prisa,sin duelo,con confianza,con amor,de otra manera.




Chema Jena's

 

 

 

Aire comprimido

 

 

 

 

 

 

 

 

¡Aire!
Que Como Galileo,
Y Su Discípulo Torricheli,
Aire Pesa 1,293 G.
Líquido Azulado Que...
Produces Un Frío De -183ºc.
Fuerza Motriz,no Simple...
Mezcla De Gases Que...
Tanto Necesitas...
Para Verte.como Tu Deseas.
Como Una Piedrecita De Criptón.
...al Aire Libre He Salido A Ver...
Con Gracia,primor,gentileza...
Tu Alma Brilla De Neón.
Aires De Sabio,que...
Se Las Echa De Sabio,por...
Hablar De Algo.Atmósfera.
Cara,rostro Que...
...hece Algo Tan Importante...

Tu Belleza De Xenón...
Apostura Tan Suave Y...
Actitud Tan Positiva Que...
Me He Llenado De Garbo Y Brillo...
De Gallardía Y Brío
Para Verte En Navidad...
Como Al Niño.en El Pesebre...
Cara Que No Recuerdo Y...
He Dejado En El Aire...
Y En El Recuerdo ...
Para Salir A Pasear...
Sin Tí.
¡aire!que Voy Con Galileo...
A Pesar El Aire De Navidad...
Como Un Baile Argentino...
...encolerizado,irritado...
Estoy Con El Aire Frío...
Aireado También...
Aindamáis Le Echo Aíllo,linaje...
Helio Y Neón Al Aire...
El Niño Estará Con Los Molinos De Viento...
Con Almiquí O Airón,la Garza...
...estamos Bien Gracias A Dios..
Respetando A Los Demás...
En Estos Días De Navidad.
Hay Salida,hay Plenitud Pero...
...también Hay Airón,al Galope...
¡aire! Aí...

 

 

Chema Jena's

 

 

"Me Encontré en un Instante"

undefined
Me reencontré en un instante con la tarde
un año más regresé a este lugar,
un pueblo que me gusta por su tierra,
es mi Residencia de Verano,sin embargo
me siento como un niño en el colegio,
antes de ir a clase... sintiendo,compensando el minuto,
la seriedad,la verdad,el orgullo...
luego satisfactoriamente uno mis pareceres y placeres...
Oh! tardes estudiantiles en las aulas,leyendo "Soledades",
de los pueblos de Castilla...y el medievo inquisitorio que...
sólo oigo sonidos familiares y el resto sólo en claustro,
observando los jardines y árboles otros veranos...
hoy miro las sillas que han pasado el invierno,las mesas vacías...
....mi vista,sin perder o ganar lo que ve...
quiere la realidad que más desea,el amor y compañía,
sobre un pasado que deja de proyectar imágenes,
buscando su transfiguración,a un futuro mejor,
en este momento con un supuesto de la naturaleza,
fijándome y volviendo a buscar
el porqué de tal superposición y similitud,
sin llegar a ser la exacta percepción,
de las hojas con una luz cálida y gemela cada año....
Era una tarde todavía en el mes de Julio,
los pequeños pajaritos piában,revoloteaban,
las palomas bajaban a beber,
entre las fumarolas del polvo y la luz,
las mariposas jugaban con las distancias...
....árboles y sombras....
hacían y desaparecían entre los rayos del sol...
se precipitaban sobre la mesa quemadas,
sus alas reconocía ya en la noche
se posaban en todas partes...
siguiendo el trazo de su figura,
tan perfectas como la escritura...
...sobre las hojas blancas,
dejaban sus colores y mi trazo
hablaba de amores y dolores
que los tengo y tuve en lugares de mi infancia y...
el arte mengua como la tarde,
de esas verdades veraniegas y sinceras,
donde todos somos felices,
encontramos las líneas del nuevo otoño
en las manos de los hemisferios,
que nunca coinciden,
nos olvidamos,queremos y nos conformamos...
porque no sabemos demasiado y...
debemos vivir auspiciados por la cartulina gris
para sentirnos más seguros y mejor.



Chema Jena's

"Amor de Cuerpo y Mente"

Sombra y luz,sol
undefined
Pequeño regordete
undefined
Sumamente expresada
undefined
Ojeando la caza
undefined
Alegrándose...los niños
undefined
Un amor de cuerpo y mente
La luz sana de mi espíritu,
es clave en mis versos sobre amor 
de un cuerpo y una mente
sumamente expresados,
en bailes y creaciones...en una barra lisonjera...
cuando aún no andaba... 
En una contienda de la tierra...y mares,...
de superar la dificultad de desproporción  
sobre el individuo,
que no se adaptaba a la civilización
como ocurrió en Japón y su cultura. 
Dejo escrito esto sin otro propósito como si... 
en tratados de conducta...y entendimiento,...
elucubraran eliminar los miedos,
de la evolución de uno en la sociedad.
Hoy lo que se interpone entre nuestro deseo,
de luz física,es un amor opaco
signo de luz que ilustra o guía,
exclareciendo una inteligencia
para mi tamizada de por vida. 
Los años tratan de conseguir
una bella zona de la sombra dibujada
de modelos,personas o cosas
capaces de ilustrar al más santo...
dando luz como una lámpara,
salida de los cuentos,
más alegres y contentos,
prestada y llena de conocimientos......
El hombre como un filtro,
pide un amor de cuerpo y mente
pero el mío es eterno como mi vida.
 
Chema Jena's 

"El placer de la Presencia"

 
"EL PLACER DE LA PRESENCIA"


Por el puente cae el agua reciente
por una botella la tengo reluciente,
clara el agua y la fuente,
ponte a beberla incipiente


Como miro y me dejan tus ojos,
Sobre el agua me crecen divinos
la sal y el agua caminos
Que sobre tus orillas remansos


Desnudo yo me ofrezco...
y vestido crezco,
de mi hombría convezco,
y al dejarte entristezco


Fuerte salido del mar me encuentro
rompo mis brazos en él y me compenetro
al buscarte y tenerte te penetro,
contigo a mi lado me comprometo


Tan blanco y límpio estaba ese día
que vuelvo a mi casa a vagar tardía
seco por la tierra seca mía
nunca más tropezaría


Sus espinas pequeñitas
en sus hojas diminutas
flores amarillas suavitas
se enmudecen al tacto y son blanditas


Recobrando sus formas solapadas hojitas de un querer.
En tu vaso azul que te dan de beber
el aguita trasparente parece convencer
tus graciosos ramilletes cortaditos te dan a conocer


Con el tiempo te embelleceran
otra flor aquí conseguiran
Sus colores tan llamativos ilustrarán
y sus formas salvajes recibiran


Tan naturales y conseguidas las dibujé
que nunca mueran les aconsejé
las hermosas atesoré y amasajé
tanta belleza en Julio que me distraje


En mi jardín riego las hojas de fresas
veo nacer veo morir las rosas
Tanto las huelo que se quedan pasas
las negras y las azules mi gusto sobrepasas


los lirios blancos y las rosas son preciosas
Las que tengo cerca están muertas
Conjuntamente las admiro abiertas
cuando las veo de nuevo disfrutas



Chema Jena's

Roberto Santoro es recordado mediante una exposición

En pocos días más, los aficionados a la literatura que deseen conocer y mantener vivo el recuerdo del escritor argentino Roberto Santoro tendrán la posibilidad de visitar en el Museo de Arte y Memoria ubicado en la ciudad bonaerense de La Plata una muestra inspirada en la figura del destacado poeta que, en 1977, fue secuestrado en el marco de la dictadura militar.

La exposición, que ha sido bautizada como “Santoro, la palabra jugada”, permite apreciar algunos originales de sus obras, contemplar las primeras ediciones de muchos de sus libros y admirar diversos cuadros y fotografías.

Según comentaron sus organizadores, el propósito de esta iniciativa es “ofrecer un acercamiento a la obra, la vida y la militancia de Santoro” para, de este modo, contribuir a la “discusión de nuestra historia reciente” y promover reflexiones sobre el rol del arte en la sociedad.

Aunque cualquier persona es bienvenida en esta muestra, la propuesta está dirigida a aquellos estudiantes secundarios y/o universitarios que sepan poco y nada acerca de este poeta donde, según señaló Juan Bautista Duizeide, uno de los impulsores del proyecto, “confluyen la poesía social con los rasgos experimentales y la música, así como un acercamiento a lo popular a través del fútbol, el billar o el tango”.

Por todo lo que generó y logró en vida este autor nacido en Buenos Aires el 17 de abril de 1939, destacan desde Terra, Duizeide considera que el creador de títulos como “Pedradas con mi patria”, “Literatura de la pelota”, “En esta tierra lo que mata es la humedad”, “Poesía en general” y “Lo que no veo no lo creo” puede servir de ejemplo para los artistas más jóvenes por “su voluntad de intervención político-artística, su capacidad para generar, aún en condiciones muy difíciles, colectivos artísticos y su uso exhaustivo de los recursos técnicos disponibles”.

Este sitio ha sido desarrollado usando N.nu, obtenga su propio sitio web.(info & kontakt)

View My Stats